MENÚ
jueves 22 agosto 2019
10:42
Actualizado

Fátima Báñez: «Las pensiones se garantizan con empleo: la prioridad es que haya 20 millones de trabajadores»

A pesar de que el sistema público de pensiones ha sufrido con la crisis, Báñez asegura que a medio y largo plazo será sostenible gracias a reformas como el Índice de Revalorización y el Factor de Sostenibilidad

  • La ministra de Empleo, Fátima Báñez
    La ministra de Empleo, Fátima Báñez

Tiempo de lectura 8 min.

13 de noviembre de 2016. 15:46h

Comentada
Sergio AlonsoRoberto L. Vargas Madrid. 13/11/2016

-Ministra, ¿le sorprendió que Mariano Rajoy la llamara de nuevo para repetir en el cargo?

-Cada día es un privilegio trabajar para España y es una suerte poder hacerlo con Mariano Rajoy. Estoy muy agradecida por la confianza y la devolveré con entrega y compromiso.

-Usted ha formado parte del equipo negociador con Ciudadanos. ¿Va a seguir dentro de este equipo de cara a alcanzar acuerdos durante la presente legislatura?

-El diálogo es la mejor actitud y yo quiero seguir dialogando con todos. Con Ciudadanos, por supuesto, pero también quiero hacerlo con más partidos y, en particular, con el PSOE, que es fundamental para los grandes consensos. Si perseveramos en el acuerdo, creo que esta legislatura puede marcar los años más prósperos y de mayor consenso de nuestra historia. A los responsables políticos nos eligen para sumar y aportar soluciones.

-En la pasada legislatura usted mantuvo una excelente relación con los máximos representantes de UGT y CC OO. Sin embargo, Pepe Álvarez e Ignacio Fernández Toxo ya han avisado esta semana de que las negociaciones se combinarán con las movilizaciones. ¿Espera tiempos convulsos o habrá paz social?

-Soy profundamente optimista. Si en la legislatura anterior el diálogo social dio muchos frutos en forma de pactos, como la Estrategia de Emprendimiento y Empleo Joven o el Programa de Activación para parados de larga duración –que se fraguaron en el diálogo social–, estoy segura de que con la responsabilidad y la buena disposición de todos seguiremos avanzando. El presidente del Gobierno se reunirá con los interlocutores sociales el próximo 24 de noviembre para dar un nuevo impulso al Diálogo Social, con el objetivo de consolidar la recuperación con más y mejores empleos y fortalecer nuestro modelo de bienestar.

-Una de las reformas prioritarias que se propone acometer el Gobierno es la de las pensiones. Usted abrirá la Comisión del Pacto de Toledo. ¿Basta con que la economía mejore y haya más cotizantes para salvar estas prestaciones o hay que acometer otros cambios de calado en el sistema?

-Las pensiones en España se pagan con empleos, con las cotizaciones sociales de las personas que están trabajando. Ésa es la esencia de nuestro sistema de pensiones, que es un modelo de reparto. Por eso la mejor noticia es el cambio que se ha producido en estos años. En 2011 por cada nueva pensión se perdían tres puestos de trabajo. En 2016 por cada nueva pensión se crean siete empleos. Pero hay más elementos que se pueden abordar para fortalecer el sistema y todos tienen que tratarse con el máximo consenso, con otro elemento privilegiado que tenemos: el Pacto de Toledo, que iniciará los trabajos el próximo 22 de noviembre.

-¿Qué cambios defiende usted para hacer sostenible el sistema de pensiones?

-En primer lugar, quiero lanzar un mensaje de tranquilidad a los pensionistas. El principal desafío del sistema de pensiones es coyuntural y se deriva de la pérdida de 3,5 millones de empleos durante la crisis. Hasta hoy hemos recuperado 1,8 millones de empleos y, por lo tanto, la prioridad es volver a tener 20 millones de personas trabajando cuanto antes. La situación a medio y largo plazo es de sostenibilidad de nuestro modelo de pensiones. Los últimos gobiernos han sido responsables, aprobando medidas que han reforzado la viabilidad del sistema. Las últimas, en 2013, con el Índice de Revalorización y el Factor de Sostenibilidad, que aborda factores fundamentales como la esperanza de vida. Y estas reformas de tercera generación explican que la propia Comisión Europea sitúe a España entre los países mejor preparados para pagar sus pensiones en un horizonte hasta 2.060. Estoy segura de que las recomendaciones que salgan del Pacto de Toledo permitirán seguir reforzando nuestro sistema.

-¿Cuánto dinero tiene previsto sacar a final de este mes el Gobierno de la hucha de las pensiones para pagar la extra de Navidad? ¿Se agotará la hucha en 2017 o aguantará más tiempo? Si se agotara la hucha de las pensiones, ¿correrían riesgo estas prestaciones públicas?

-El Fondo de Reserva de la Seguridad Social se creó en el año 1997 por un Gobierno del PP para atender situaciones de desequilibrios entre ingresos y gastos en el sistema, y eso es precisamente lo que se ha hecho con normalidad en estos pasados años de dura crisis. Su existencia ha permitido atravesar esta situación coyuntural sin merma alguna de las prestaciones que ofrece, que son muchas, y extendiendo además su cobertura a más ciudadanos, con mejoras de prestaciones y ampliación de derechos. Al disponer de esos recursos no ha habido que recurrir a otros instrumentos financieros ajenos al sistema, lo que ha ayudado también a la recuperación de España. Y hoy cuenta con más de 25.000 millones de euros. Las pensiones se garantizan con empleo y se pagan con los instrumentos de que disponemos.

-¿Baraja el Gobierno financiar las pensiones de viudedad con cargo a los impuestos?

-Las distintas vías para fortalecer el sistema se tienen que valorar en el seno del Pacto de Toledo. Tanto CC OO como el Grupo Parlamentario Popular han abogado ya por profundizar en la separación de fuentes de financiación, como recomienda el propio Pacto de Toledo y como por otra parte hemos hecho estos años con las pensiones no contributivas o complementos a mínimos, que se pagan con los Presupuestos Generales del Estado.

-¿Cómo se articulará la posibilidad de seguir con el trabajo y cobrar una pensión?

-La medida abre una opción voluntaria para que quien libremente quiera seguir aportando a la sociedad su talento lo siga haciendo sin el coste de renunciar a la pensión. Y con esa opción no sólo se abre una oportunidad para quien alcanza la edad de jubilación, también gana España en talento y en experiencia. En la pasada legislatura abrimos esta posibilidad al 50%. Y se ha demostrado que el empleo crea más empleo. Que hay casi 15.000 personas contratadas por las 30.000 que están compatibilizando salario y pensión. Por cada dos personas que compatibilizan salario y pensión se mantiene un empleo.

-¿Planea el Gobierno abaratar el despido para profundizar en la reforma laboral?

-La reforma laboral está hecha y funciona, traduciendo todo el crecimiento en creación intensa de empleo. España está en la fase de recuperación y ahora es el momento de contratar y ofrecer estabilidad en el empleo.

-La recuperación económica ha disparado las bajas laborales. ¿Le preocupa al Gobierno? ¿Qué medidas adicionales se pueden tomar para frenar posibles casos de fraude?

-No conviene confundir una baja laboral por un motivo médico justificado con el absentismo, como a veces se hace. El Gobierno emprendió en la pasada legislatura una profunda modernización del sistema de gestión de bajas médicas, que agilizó los procedimientos para adaptarlos a la realidad de cada caso, garantizando los derechos de pacientes y trabajadores. Fue muy bien recibido por profesionales sanitarios, comunidades autónomas, empresas y trabajadores. Por cierto, a este objetivo también han contribuido la Ley de Mutuas y los avances en prevención.

-A raíz de la sentencia de la Justicia europea sobre los interinos, ¿se plantea el Ministerio de Empleo un contrato único o seguirá apostando por las tres contrataciones pactadas con Ciudadanos?

-A partir de mañana comenzará a reunirse el grupo de expertos que va a estudiar y elaborar un informe en un mes, sobre las implicaciones de los pronunciamientos judiciales, que tiene que servir para dar mayor seguridad jurídica a las empresas y mejor protección social para los trabajadores. Después, en el dialogo social, se tomarán las oportunas decisiones a futuro.

-¿Qué previsiones de creación de empleo baraja el Gobierno para 2017 y 2018?

-Nuestro objetivo siempre es el de superar las previsiones con empleo. Nuestra meta era crear 500.000 empleos al año para volver a los 20 millones de empleos en esta legislatura. Y, mire, en los último 12 meses hemos creado casi 600.000 empleos.

-¿Le preocupa al Gobierno que la elección de Trump cree convulsiones en la economía mundial que afecten a la recuperación española?

-España está hoy mejor preparada para cualquier escenario económico derivado de la coyuntura internacional con las reformas abordadas durante la última legislatura. Estados Unidos es un socio estratégico y prioritario. Y lo seguirá siendo con independencia de quién sea el presidente. Desde la Transición han pasado por la Casa Blanca cuatros presidentes republicanos y tres demócratas, y siempre hemos encontrado la forma de fortalecer las relaciones en beneficio de los ciudadanos de ambos países.

-¿Es partidaria de subir los salarios un 1,5% o más el próximo año, como defienden los sindicatos, o es necesaria aún más contención salarial para fomentar la creación de empleo, como sostienen las organizaciones empresariales?

-Los salarios en España se deciden en el marco de la negociación colectiva. Y en estos años, gracias a la responsabilidad de los agentes sociales, el crecimiento económico se traduce intensamente en creación de empleo, con ganancias moderadas de poder adquisitivo desde el inicio de la recuperación. Por eso tengo confianza en ellos y en las decisiones que pacten en el futuro.

-¿Debe ser más elevado el salario mínimo en España o, por el contrario, mantenerse en los niveles actuales?

-El salario mínimo se fija en función de la situación económica y del empleo a final de año, en diálogo con los interlocutores sociales. Y así lo hará el Gobierno.

-Una de las primeras leyes que aprobará el Gobierno es la de los autónomos. El texto está ya pactado con Ciudadanos y muchas de sus medidas fueron avaladas por el PSOE. ¿Entendería que esta formación se descolgara y no respaldara esta norma en el Congreso de los Diputados?

-Los autónomos se han convertido en los primeros protagonistas de la recuperación durante estos años. Han demostrado un dinamismo y una respuesta extraordinaria a las medidas impulsadas por el Gobierno, como la Tarifa Plana de 50 euros, que ha permitido que 1.000.000 de personas haya iniciado un proyecto por cuenta propia. En esta legislatura seguirán siendo una prioridad. Y por eso la primera ley que enviamos a las Cortes será una muestra de ese compromiso que, estoy segura, también compartirán muchas fuerzas parlamentarias además de Ciudadanos.

-Con respecto a la política nacionalista, parece que Puigdemont se propone reactivar la vía soberanista en 2017. ¿Cómo actuará esta legislatura el Ejecutivo ante este desafío? ¿Considera idónea a la vicepresidenta como interlocutora ante las administraciones territoriales?

-El respeto a la ley, la soberanía nacional y la igualdad entre españoles es la mejor garantía de la convivencia de todos. Y el diálogo permanente, la mejor herramienta para que así siga siendo. Nadie mejor que la vicepresidenta del Gobierno para llevar a cabo este importante encargo realizado por el presidente.

Últimas noticias