MENÚ
jueves 19 octubre 2017
09:31
Actualizado
El Tiempo
  • 1

El PIB supera el nivel precrisis gracias al tirón del consumo

La economía sube un 0,8% en el primer trimestre y avanza a un ritmo anual del 3%.

  • Image

Tiempo de lectura 4 min.

26 de mayo de 2017. 01:16h

Comentada

El Instituto Nacional de Estadística (INE) confirmó ayer que la economía española mantiene la velocidad de crucero de los últimos tiempos, después de crecer un 0,8% en el primer trimestre de 2017, una décima por encima del trimestre anterior. Además, el crecimiento respecto al mismo periodo de 2016 se sitúa en el 3%. Gracias a este impulso, el Producto Interior Bruto (PIB) de España a precios de mercado ha recuperado el terreno perdido durante la crisis. El cuarto trimestre de 2008 fue el primero en el que el PIB se contrajo, aunque la economía ya venía desacelerándose desde el mes de abril. Al cierre de 2008, el PIB de España ascendía a 1,11 billones de euros. Tras el avance del 0,8% en el inicio de 2017, el PIB se ha situado en 1,12 billones.

La secretaria de Estado de Economía y Apoyo a la Empresa, Irene Garrido, aseguró ayer que el crecimiento de la economía española responde cada vez a un modelo más equilibrado en el que el sector exterior (exportaciones e importaciones) mantiene una contribución positiva. En declaraciones a los medios para valorar los datos de contabilidad nacional, Garrido aseguró que las exportaciones son en este momento el componente más dinámico del PIB, con un crecimiento interanual del 8,4% en el primer trimestre, que supone la tasa más alta de los últimos seis años. Asimismo, destacó que el crecimiento es cada vez más intensivo en creación de empleo, con un avance interanual del 2,5%, que implica 435.000 nuevos puestos de trabajo equivalente a tiempo completo en el último año.

Crecimiento «robusto»

También hizo hincapié en que dentro de la demanda nacional ha sido importante la contribución de la inversión en bienes de equipo, que es la atribuible a las empresas. Todos estos datos hacen prever al Gobierno que en breve se recuperarán los niveles de renta previos a la crisis y que el crecimiento va a mantenerse robusto a lo largo de los próximos meses, informa Efe. Garrido destacó que el crecimiento del 0,8% registrado en el primer trimestre del año supera las tasas de los principales países europeos como Alemania (+0,6%), Italia (+0,2%), Francia (+0,3%) y Reino Unido (+0,3%), y el avance interanual del 3% del PIB español casi duplica el alza de la zona euro (+1,7%).

En cualquier caso, la secretaria de Estado señaló que es necesario avanzar en la corrección de «muchos desequilibrios», a pesar de que bastantes han presentado una «mejoría notable». Además del desempleo y el déficit, señaló al endeudamiento público y privado como «el gran caballo de batalla». Aunque la número dos de Economía reconoció que el elevado endeudamiento hace a España «muy vulnerable» ante posibles subidas de los tipos de interés, Garrido explicó que los mercados están entendiendo que la deuda española es «sostenible», ya que el Tesoro sigue financiándose a tipos negativos a corto plazo desde hace un año.

Según el INE, desde la óptica del gasto, se observa una contribución similar a la del trimestre anterior tanto de la demanda nacional (2,2 puntos), como de la demanda externa (0,8 puntos). Dentro de la demanda nacional, el gasto en consumo final presenta una variación anual menor que la registrada en el cuarto trimestre de 2016 (1,9% frente al 2,2%). Desglosado el consumo, en los hogares ha aumentado un 2,5%, frente al 3% de hace tres meses. En el caso de las Administraciones Públicas, el consumo ha pasado de no crecer a subir, aunque sólo un 0,1%, muy lejos del 2,7% que aumentaba a finales de 2015. La formación bruta de capital fijo (inversión) registra un crecimiento del 3,8%, lo que supone un incremento de 1,6 puntos respecto al trimestre anterior y el mejor dato en un año. Dentro de este apartado, la inversión en construcción crece un 3% y la de bienes de equipo (maquinaria industrial) se eleva un 5%, casi el doble que un trimestre antes.

La demanda exterior mantiene el ritmo como consecuencia de una aceleración en el crecimiento de las exportaciones y de las importaciones. Las ventas al extranjero de bienes y servicios aumentan su ritmo de crecimiento, pasando del 4,4% al 8,4%. Las compras suben 4,1 puntos su crecimiento, del 2,3% al 6,4%.

El crecimiento interanual del 3% registrado por la economía española se ha sustentado sobre todo en la construcción y en la agricultura, los dos sectores principales que han crecido por encima de la media. El PIB ligado al «ladrillo» no ha hecho más que crecer desde mediados de 2015. Entre enero y marzo de este año subió un 4,4%, muy por encima del 3% del trimestre anterior y más del doble que hace un año. En el caso de la agricultura, ganadería y pesca el aumento fue del 4%, frente al 2,9% de hace tres meses. La industria y los servicios elevaron su producción un 2%, ligeramente por debajo de la media de la economía en general. Las actividades financieras y de seguros retrocedieron un 1,6% y llevan ocho de los últimos nueve trimestres en negativo. Por el contrario, el comercio, transporte y hostelería crecieron un 3,9%, aunque con cifras por debajo de las de los periodos anteriores. El área de información y comunicaciones (+5%) y la de actividades profesionales (+5,7%) han subido con fuerza, mientras que el PIB de la Administración Pública, Sanidad y Educación aumentó sólo un 1,8%.

Más «dinamismo»

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) destacó ayer que la economía española «ha ganado dinamismo» a comienzos de 2017, con un avance trimestral del PIB del 0,8 %, y señaló que ve «factible» un crecimiento del entorno del 3% este año. «Las mejores condiciones financieras, unido a las expectativas favorables de la economía española y a la menor incertidumbre política, han favorecido el mejor comportamiento de este componente del PIB a comienzos de año», explicó la patronal.

  • 1
  • 2
  • 3

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs