Lotería de Navidad

¿En qué se quieren gastar los españoles el dinero del Gordo de la Lotería de Navidad?

Aunque la probabilidad de ganar el primer premio solo es de 1 entre 100.000, todos los participantes del sorteo tienen una lista de deseos que cumplir si resultan agraciados

Los bombos del Sorteo Extraordinario de Navidad en el Teatro Real (Madrid)
Los bombos del Sorteo Extraordinario de Navidad en el Teatro Real (Madrid) FOTO: Gustavo Valiente Europa Press

Ganar el Gordo de la Lotería de Navidad es un sueño que permite cumplir otros. Los afortunados a los que les toque el primer premio del Sorteo Extraordinario de la Lotería de Navidad se embolsarán 328.000 euros por décimo (400.000 euros menos 72.000 de impuestos). Aunque la probabilidad de ganar el Gordo solo es de 1 entre 100.000, todos los españoles que participan en la rifa albergan la esperanza de ser esa excepción a la norma. Si toca, la ganancia compensa con creces el gasto en décimos y supone un verdadero empujón económico en el actual contexto marcado por el incremento generalizado de precio. Pero, ¿en qué invertirían los españoles el dinero del Gordo? En un coche y una casa, según un estudio realizado por Clicars, compañía española de compraventa de coches online de segunda mano, y Clikalia, la proptech que garantiza el compromiso de comprar un inmueble en 7 días y pagar al instante.

Pagar deudas, invertir en vivienda, comprar un coche y ahorrar han sido siempre los propósitos por excelencia de los españoles en el caso de ganar el primer premio de la Lotería de Navidad. En comparación con los resultados registrados por Clicars y Clikalia en 2021, este año más de la mitad de los encuestados asegura que se decantaría por un chalé independiente (52%) mientras que en 2021 un 30% de los encuestados soñaba con un ático, seguido de cerca por un bajo con patio privado (26,1%).

En cuanto a las características soñadas que no podrían faltar para conseguir disfrutar plenamente de la vivienda, destacan en el primer puesto que tenga terraza o patio (15%), empatado con contar con garaje y trastero (15%), seguidas por otras opciones como que tenga piscina, más de 120m2 y tres o más dormitorios, todas ellas con un 12% de respuestas. Sobre la ubicación, en esta ocasión se ha impuesto que esté en la playa (32%) frente a la preferencia por una zona bien comunicada (cerca de metros, parada de autobús, accesos a circunvalaciones…) que el pasado año fue la opción más elegida.

Además, este estudio también revela cambios en relación a la compra de ese vehículo soñado que no podría faltar en caso de ganar el Gordo. Este año los españoles se han decantado por los populares SUV 4x4 (primera opción para el 32% de los encuestados), pero seguidos muy de cerca  (31%) por la opción de centrar su compra según el combustible, en concreto en un coche ECO (híbrido, eléctrico, GLP…). El año pasado los vehículos ecológicos fueron la opción principal de los españoles para renovar su vehículo (36,5%). Además, los que se darían un capricho y optarían por un deportivo ascienden al 15%, frente al 11,7% registrado en la encuesta anterior. En cuanto a las marcas de alta gama, las preferidas por los encuestados son las tres mismas firmas premium que el pasado año: Audi (28%), Mercedes (24%) y BMW (20%). Bastante más atrás quedan otras opciones como Tesla( 8%) y Porsche (6%).

Además, los españoles equiparían el coche con algunos extras de lujo enfocados a hacer más cómodos sus viajes: un 19% elegiría en primer lugar asientos calefactables, seguido por un 13% que optaría por asientos con programa de masaje. A continuación, todas empatadas con un 12%, han quedado otras tres opciones: pantallas para ver películas o información en 3D, un sistema de sonido exclusivo de alta definición y WIFI.

Tras estos resultados, el estudio concluye que mientras el año pasado el sueño mayoritario de los españoles era invertir el premio del Sorteo Extraordinario de Navidad en un ático ajardinado, a poder ser con piscina, y bien comunicado, al que acceder con un Audi ecológico y con equipamiento premium, este año se decantarían por un chalé independiente en la playa, por supuesto con jardín, garaje y espacio de almacenaje. En cuanto al coche, el preferido de nuevo sería un Audi con equipamiento premium, carrocería SUV y su tracción 4X4.