Los hoteleros exigen al Gobierno la suspensión de impuestos y tasas municipales por inactividad

El 85% de los hoteles españoles está cerrado y el 15% restante opera con limitaciones

Los hoteles cerrados piden la exoneración de impuestos municipales
Los hoteles cerrados piden la exoneración de impuestos municipalesDavid Zorrakino Europa Press

El sector turístico vive el peor momento de su historia. Y el sector hotelero en particular tiene en la actualidad el 85% de sus establecimientos cerrados y el 15% restante sólo mantiene un 10% de ocupación, tiene todos sus servicios limitados y sus plantillas en mínimos por la falta de demanda. Por ello, el sector ha vuelto a exigir al Gobierno la necesidad de aplicar medidas fiscales urgentes “para proteger la liquidez de las empresas inoperativas frente a pagos de impuestos y tasas cuando seguimos sin actividad”, como cargas como la tasa de basuras, vados o el IBI, entre otras. Desde la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (Cehat) urgen a que se permita a los hoteleros la bajada de potencia eléctrica y de caudal de gas sin penalización, en función de la actividad de cada establecimiento.

Los hoteleros denuncian que tienen que seguir afrontando “gastos inadmisibles y carentes de sentido en un contexto como el actual”, como la Tasa Residuos Urbanos de Actividades, la Tasa de Paso de Vehículos, la Tasa de Ocupación de Vía Pública, el IAE o el IBI. Por este motivo, Cehat ha exigido que se apliquen medidas fiscales contundentes -medidas que han sido solicitadas reiteradamente por el sector- para evitar hacer frente a estos cargos cuando no haya actividad.

En esta línea, los hoteleros han denunciado que tampoco ha sido escuchada su petición de poder bajar la potencia eléctrica y caudal de gas en sus establecimientos, sin penalización, en función de su actividad. Esta medida supondría, como ya anunció el sector, un ahorro de sobrecoste energético de entre 2.000 y 3.000 euros mensuales a cada establecimiento. “Necesitamos un respiro ante un panorama en el que nos encontramos ya casi sin aliento. Demandamos medidas de supervivencia a corto plazo para los hoteles que están cerrados y con una operativa muy baja, que impidan la destrucción de empresas y empleo en el sector hotelero español. Necesitamos no gastar y drenar de más liquidez a las empresas”, ha señalado Jorge Marichal, presidente de Cehat.