Gente

Todos se mofan de Alejandra Rubio tras convertirse en presa del imitador de ‘Sálvame’

Le ha cogido el gusto a formar parte del famoseo y ya se presta a todo lo que le piden en “Viva la vida”

Alejandra Rubio en 'Viva la Vida'
Alejandra Rubio en 'Viva la Vida'Mediaset

El sorprendente Josep Ferré bordó su actuación metiéndose en la piel de Alejandra Rubio, la hija de Terelu Campos, en una hilarante demostración de sus grandes dotes como imitador. El cachondeo en el plató de “Sálvame” se extendió más tarde a las redes sociales. La nieta de la Campos, que al cumplir dieciocho años se esconden día sistemáticamente de las cámaras, le ha cogido el gusto a formar parte del famoseo y ya se presta a todo lo que le piden en “Viva la vida”, el programa de los findes de semana en el que colabora. Solamente le falta disfrazarse, tal y como hace su tía, Carmen Borrego, a la que han reconvertido en “Sálvame” en la reina con cetro, corona y capa del vespertino de Telecinco.

La televisión ha transformado a la nietísima, su falta de aplomo inicial, su timidez, quedaron atrás, y ahora se esfuerza en demostrar una imagen combativa que antes se ignoraba.

En su mediático enfrentamiento con su tía Carmen parecía el lobo que intentaba comerse a la Borrego, pero las desavenencias parecen guardarse en el baúl de los perdones, porque la abuela María Teresa ha pedido cordura y buenos sentimientos.

Además, a la veterana periodista le molestó muchísimo que su nietecita querida dijera en el plató que a ella no le caía mal el “proscrito” Edmundo Arrocet, al que el resto de las Campos han desterrado totalmente de sus vidas.