Los expertos alertan: el alza del IVA frenará la salida de la crisis

El Gobierno ignora las voces críticas y sube el impuesto a partir del jueves. Con ello, espera recaudar 1.900 millones

PULSE EN «DOCUMENTO» PARA DESPLEGAR EL GRÁFICO
PULSE EN «DOCUMENTO» PARA DESPLEGAR EL GRÁFICO

MADRID- El jueves entrará en vigor una de las medidas más impopulares aprobadas por el Gobierno para impulsar la recuperación económica: la subida del IVA. El gravamen general pasará el 16% al 18%, mientras que el reducido lo hará del 7% al 8%. El superreducido, que se aplica a productos básicos como el pan, la fruta o los huevos, se mantendrá sin cambios, en el 4%.El Ejecutivo persigue recaudar con este alza 1.900 millones de euros con los que ayudar a embridar el abultado déficit público. El IVA, según el Ministerio de Economía, aporta 26,31 euros de cada cien recaudados por impuestos. El precedente, sin embargo, no es halagüeño: En 1995, cuando se aumentó el tipo general al 16%, no se lograron los objetivos de recaudación y sí incentivar el fraude.De hecho, sectores clave como la automoción, el turismo o el comercio ya han advertido de que, lejos de ayudar, la medida podría ser contraproducente para la recuperación económica. El Gobierno retrasó hasta julio la aplicación del alza con la esperanza de que para entonces la salida de la recesión fuera ya un hecho. Pero España no acaba de salir del agujero –en el primer trimestre, el PIB creció un pírrico 0,1% en tasa intermensual– y diversos analistas y sectores temen que la subida impositiva llegue demasiado pronto y provoque una contracción de la inversión y, sobre todo, del consumo, palanca fundamental para el crecimiento español. La Fundación de Cajas de Ahorros (Funcas), por ejemplo, ya ha vaticinado una contracción de la economía a finales de año con una notable caída del consumo. El sector de la automoción, por su parte, teme un desplome brutal de ventas después de meses de crecimientos de dos dígitos por el anticipo de compras para esquivar el alza del IVA. Y el sector turístico cree que se trata de una medida que hará imposible el repunte de su actividad. El presidente de la Mesa de Turismo, Juan Andrés Melián, ya anunció en su momento que se trata de un «grave error», pues todos los subsectores tendrán que repercutir en los precios este aumento».

Clases medias y bajasLas rentas inferiores a 30.000 euros serán las más afectadas por la subida. Así, cerca de 26 millones, el 88,7% del total, tendrán menos capacidad de consumo, según los cálculos que han hecho los Técnicos de Hacienda (Gestha). De ellos, 18,4 millones son pensionistas y «mileuristas». Gestha cree que la recaudación adicional podría haberse logrado incrementando los impuestos especiales que gravan el tabaco, el alcohol, la cerveza o los hidrocarburos y no castigando a las clases bajas y medias.

El impuesto para ricos, a las cuentas de 2011El Gabinete de Zapatero ha decidido posponer para después de las vacaciones estivales el diseño del nuevo impuesto para ricos que prometió en mayo pasado, tras aprobar el mayor recorte social de la historia de la democracia española. El Gobierno incluirá este nuevo tributo en los Presupuestos Generales del Estado de 2011. De esta manera, hará un guiño a las fuerzas de izquierdas para que respalden las cuentas públicas. Mientras llega ese momento, concentrará todas sus energías en la elaboración de la reforma del sistema público de pensiones. Estos cambios comenzará a pergeñarlos a partir del próximo mes, una vez que la Comisión del Pacto de Toledo del Congreso haya realizado sus recomendaciones.