FC Barcelona

Pep contracorriente

«Yo sigo pensando que el equipo está muy bien», dice el técnico azulgrana. «Cada día soy optimista»

Pep Guardiola no las tiene todas consigo en el desplazamiento del Barcelona a Zaragoza para jugar esta tarde en La Romareda
Pep Guardiola no las tiene todas consigo en el desplazamiento del Barcelona a Zaragoza para jugar esta tarde en La Romareda

Barcelona- A Pep Guardiola se le ve un poco más incómodo de lo normal, pero confía en su plantilla, espera ganar hoy en Zaragoza y su versión del juego del equipo no coincide con la de la mayoría. «La opinión general es que el equipo no está bien», algo que él no comparte. «Se dice que el equipo no es el que era, se duda de si va a ser el mismo de antes... Yo sigo pensando que el equipo está muy, muy bien. Estamos en un momento más que bueno y estoy muy satisfecho con estos jugadores», defendió. Ante cualquier obstáculo en el juego, Guardiola entiende que «la única receta es jugar bien, no hay otra», sobre todo para superar la temporada «dura, larga y exigente» que le espera.
 «No me vais a convencer de que no estamos bien. Cada día me hace estar optimista, tengo mucha fuerza para tirar adelante y hacer un buen año. Puede ser que el Real Madrid esté jugando muchísimo mejor que nosotros como decís, pero no es mi opinión», espetó el técnico.
Pep espera un «rival muy duro y agresivo» en La Romareda. «No creo que tengan problemas de actitud. Las cosas van bien o mal y no se puede pensar sólo en la posición que ocupa en la tabla», afirmó Pep Guardiola, que no desveló el sustituto de Xavi, puesto por el que se pelean Mascherano y Keita.
Por otra parte, el Barcelona expresó ayer en un comunicado su intención de presentar una queja formal a la Federación por las declaraciones del presidente de la Asturiana, Maximino Martínez, en las que el federativo no consideraba a Guardiola como un ciudadano español. Martínez había declarado, en relación a la ausencia de la mayoría de los internacionales del Real Madrid y el Barcelona en la entrega de los Premios Príncipe de Asturias, que entendía la postura de los técnicos de ambos clubes, ya que ellos no eran españoles.
«Hay gente que no entiende que España es mucho más rica con cuatro lenguas y cuatro culturas y hay gente que no entiende nada», había dicho Pep por la mañana.