El informe oficial sobre la muerte de Nisman apunta al suicidio

Los peritos dicen que Nisman habría muerto de pie y de cara al espejo
Los peritos dicen que Nisman habría muerto de pie y de cara al espejo

Las conclusiones del informe pericial oficial sobre la muerte del fiscal argentino Alberto Nisman, que investigaba el atentado contra la mutua judía AMIA de 1994, apuntan a que se suicidó, según medios locales. El documento que peritos de la Policía Federal entregaron a la fiscal que investiga el caso, Viviana Fein, sostiene que Nisman habría muerto de pie y de cara al espejo, según publicó hoy el portal Infobae.

Fuentes de la Fiscalía consultadas por Efe señalaron que no pueden dar información sobre el documento.

Nisman, que investigaba el atentado de la AMIA, en el que murieron 85 personas, fue hallado muerto de un disparo en la cabeza en el baño de su apartamento en Buenos Aires el 18 de enero pasado.

Su muerte se descubrió cuatro días después de haber denunciado a la presidenta argentina, Cristina Fernández, por presunto encubrimiento de supuestos terroristas iraníes.

Las conclusiones de los peritos oficiales, que indican que estaba de pie y frente al espejo del baño de su casa, contradicen las de los peritos de la familia de Nisman, que aseguran que el fiscal fue asesinado y que recibió el disparo mientras estaba de rodillas.

El informe oficial también descarta la presencia de otra persona en el lugar de la muerte, porque no se hallaron rastros.

Además, señala que "no se visualizan patrones hemáticos de arrastre o huellas que indiquen traslado, manipulación de objetos/estructuras o desplazamientos de personas por el interior"del baño.

Fein no ha descartado aún ninguna de las hipótesis analizadas: el suicidio, el asesinato o un error en la manipulación del arma.

El jefe de Gabinete argentino, Aníbal Fernández, se refirió hoy al tema para subrayar que las pruebas periciales informáticas hechas al ordenador de Nisman arrojaron que no hubo accesos remotos ni ningún otro tipo de "intromisión"en el equipo.

"En segundo lugar, la fiscal Fein dijo que el deceso se produce no estando nadie más dentro del baño y estando la puerta cerrada y eso se confirma", destacó el jefe de Gabinete.

Hasta ahora el único imputado en el caso es el asistente informático del fiscal, Diego Lagomarsino, quien entregó a Nisman la pistola que acabó con su vida.

"Todos hablan de tres hipótesis, pero yo agregué una cuarta: ¿qué pasa si se la pegó jugando?", dijo Lagomarsino en una entrevista difundida este jueves por la cadena española TVE.

El experto informático aseguró que él no estuvo en el apartamento del fiscal el día en que fue encontrado muerto y afirmó que "es muy difícil tener que estar diciendo 'yo no maté a alguien".

Relató que un mes después de la muerte de Nisman fue a ver a un sacerdote.

"Ahí me liberé por él... sentía mucha... no se cómo explicarlo. Obviamente, sea bueno o malo, te trate bien o te trate mal, es una persona que uno le tenía afecto, era un tipo con el que trabajé mucho tiempo... hubiera estado bueno que se vaya en paz", agregó.

Efe