Política

Trump habría evitado ir a la guerra de Vietnam con un falso informe médico

Las hijas del fallecido podólogo Larry Braunstein han dado a conocer esta versión de los hechos, supuestamente ocurridos cuando Trump tenía 22 años y publicados ahora por 'The New York Times'

En octubre de 1968, Trump habría obtenido una calificación 1-Y que le impedía acudir al servicio militar, excepto en casos de emergencia nacional / Reuters
En octubre de 1968, Trump habría obtenido una calificación 1-Y que le impedía acudir al servicio militar, excepto en casos de emergencia nacional / Reuters

Las hijas del fallecido podólogo Larry Braunstein han dado a conocer esta versión de los hechos, supuestamente ocurridos cuando Trump tenía 22 años y publicados ahora por 'The New York Times'.

Donald Trump se habría librado de ir a Vietnam como soldado de guerra gracias al informe médico de un amigo de la familia, que le diagnosticó espolones en los talones. Las hijas del fallecido podólogo Larry Braunstein han dado a conocer esta versión de los hechos, supuestamente ocurridos cuando Trump tenía 22 años y publicados ahora por «The New York Times».

En octubre de 1968, Trump habría obtenido una calificación 1-Y que le impedía acudir al servicio militar, excepto en casos de emergencia nacional. Cuatro años después, el magnate sería declarado incapacitado de manera permanente. El diagnóstico y posterior informe médico fue elaborado por el amigo de la familia Trump, el doctor Braunstein.

El padre del millonario era propietario del edificio de Queens donde el doctor pasaba consulta y éste podría haberse beneficiado de un trato excepcional a cambio de sus favores. Las hijas del difunto podólogo y ex veterano de la Marina durante la Segunda Guerra Mundial aseguran que su padre se enorgullecía de haber ayudado a un «tipo famoso» del mercado inmobiliario de Nueva York, aunque años después se cansó al verle copar las portadas de la prensa rosa.

Trump ya fue preguntado al respecto sobre este asunto durante una entrevista con el mismo rotativo en la campaña electoral de 2016, respondiendo que recibió «un informe muy sólido» sobre el estado de los espolones de sus talones que presentó a sus oficiales, aunque no recordaba el nombre exacto del doctor: «Hablamos de hace un montón de años», justificó.