López Miras no logra ser elegido con su proyecto en primera votación

El candidato del PP a presidir la Comunidad anuncia la eliminación del Impuesto de Sucesiones en 2018 y la creación de las direcciones generales del Mar Menor y de Buen Gobierno

La Razón
La RazónLa Razón

El candidato del PP a presidir la Comunidad anuncia la eliminación del Impuesto de Sucesiones en 2018 y la creación de las direcciones generales del Mar Menor y de Buen Gobierno

No hubo sorpresas. El candidato a presidir la Comunidad de Murcia, Fernando López Miras, ofreció ayer en la Asamblea regional un discurso continuista con las políticas desarrolladas por su mentor, el dimitido Pedro Antonio Sánchez, del que manifestó que «antepuso los intereses de la Región por encima de todo» y al que agradeció la transformación que en los dos últimos años ha tenido la Comunidad. En su alabanza al expresidente, López Miras aseguró que con su liderazgo sentó las bases de una forma de hacer política «que ha sido un ejemplo para todos».

Con su discurso, sin novedades significativas, no logró, como estaba previsto el apoyo mayoritario de la Asamblea. Solo los 22 diputados del PP refrendaron su investidura. Los 23 parlamentarios de las tres formaciones de la oposición que componen la Cámara, PSOE, Podemos y Ciudadanos, se manifestaron en contra.

En las tres intervenciones que tuvo el candidato repitió y mantuvo los mismos ejes estratégicos a los que se comprometió en la primera parte del discurso. Criticó la exigencia de los partidos de la oposición para que Pedro Antonio Sánchez dimitiera y les acusó de violar el principio de presunción de inocencia del que dijo «es un derecho fundamental de los seres humanos».

López Miras rechazó lo que denominó un «juicio sucio» de denuncias y a quienes lo practican porque aseguró «abren una brecha en las reglas de la convivencia democrática».

Pero además, el candidato a presidir la Comunidad dejó abierta la puerta para una posible vuelta del dimitido presidente y aseguró que su formación espera las resoluciones judiciales con serenidad para defender «el derecho al honor y a la reparación de los daños de cualquier responsable político, sea del partido que sea, una vez archivados los procesos que forzaron su renuncia».

El expresidente de la Región, que mantiene su acta de diputado, escuchó los discursos del candidato, pero se ausentó de la sala en las intervenciones de los portavoces de PSOE, Rafael González Tovar, Podemos, Óscar Urralburu y Cs, Miguel Sánchez. Alrededor de las 18:30 volvió a su escaño para votar «sí» al candidato propuesto por el Partido Popular.

Otra de las notas dominantes del discurso fue la apelación al diálogo y al consenso de todas las fuerzas políticas «para escuchar a la ciudadanía, facilitar la participación y la codecisión».

En su discurso de investidura en la Asamblea Regional, el candidato a presidir el Gobierno regional, Fernando López Miras, defendió la gestión desarrollada por el PP que, según dijo, ha situado a la Comunidad a la cabeza de la mejora económica, la transparencia y la creación de empleo.

Entre las medidas para el impulso económico, el candidato anunció la eliminación del Impuesto de Sucesiones y Donaciones para el año 2018.

Nuevas ideas

En sus nuevas propuestas, López Miras se refirió a la creación de una Dirección General del Mar Menor para facilitar la regeneración de la laguna y garantizar el cese de vertidos para poder llegar, a lo que denominó «vertido cero». Así como otra dedicada al Buen Gobierno que velará «por la participación ciudadana y la rendición de cuentas» a través de la evaluación de las políticas públicas.

Durante su primera intervención, de una hora de duración, el candidato a presidir la Comunidad manifestó que trabajará para que culminen las infraestructuras más importantes para la Región, como el Aeropuerto Internacional de Corvera, el Corredor Mediterráneo, la dársena de contenedores de El Gorguel y el AVE a Murcia, Lorca y Cartagena.

Pero también hizo hincapié en que su Gobierno reivindicará una mejor financiación para la Comunidad, dado que se ha quedado a la cola de las necesidades económicas para cubrir los servicios de sanidad, educación y bienestar social.

Fernando López Miras planteó la necesidad de un Pacto Nacional del Agua que garantice el blindaje del trasvase Tajo Segura así como la interconexión entre desaladoras para evitar déficit hídrico. Propuso asimismo un Banco del Agua, regulado por el Ministerio, para que se autorice la compraventa de agua o la cesión de derechos entre comunidades de regantes con precios sociales para el agua desalada.

También apostó por continuar con la política de reducción de trámites burocráticos para las empresas. Tras no haber alcanzado los votos necesarios, Fernando López Miras, volverá a intentarlo mañana. En la segunda sesión solo necesita el respaldo de su partido.