Toros

Cayetano Rivera: «Estoy dispuesto a morir por el toro, ¿lo están los antitaurinos?»

El torero Cayetano Rivera Ordóñez
El torero Cayetano Rivera Ordóñez

Eran las palabras de Cayetano Rivera justo antes de salir su primer toro, que quiso brindar a "todos los aficionados por defender y amar este mundo. Ojalá esos que se hacen llamar antitaurinos tuvieran hacia los demás, como mínimo, el mismo amor y respeto que nosotros sentimos hacia el toro. Yo estoy dispuesto a morir por el toro, ¿y los antitaurinos? Adrián, todavía eres un niño, pero con corazón torero. Te vas a curar, valiente". Y con las misma se fue Cayetano a la puerta del miedo a recibir a su primer toro. Tenía la mirada profunda, la seriedad en las palabras e impresionaba verlo. Esa sensación de que estos tipos no son de este mundo. Y con la mirada más Paquirri que nunca. Qué cosas. Y tras despacharse con el micrófono, cumplió al milímetro sus palabras. "Dar la vida al toro". A portagayola, de rodillas después, hasta el infinito y más allá en busca del toreo y lo encontró de uno en uno en los naturales y en un cambio de mano descomunal. La verdad como motor, ese argumento que nos salva. No hay infierno desde este lado del río, por difícil que sea de comprender, que lo es. Y luego Enrique Ponce, tres siglos después de comenzar su andadura en los ruedos, se entretuvo en regalarnos una obra maestra. De las que llenan los huecos y vacían las dudas. Mágica tarde. Extraordinario encuentro.