• 1

Seguridad Vial

Concienciar a los ciudadanos de lo importante que es la seguridad vial en nuestras vidas, sin ella no disminuiremos el número de accidentes de tráfico ni de víctimas. La seguridad vial empieza en la infancia y nunca termina.

  • Image
  • Image

La guía de un buen ciclista

true

Sobre el autor

Fernando González Iturbe es el Director General de Fundación CEA, Subdirector de la Asesoría Jurídica de CEA y Miembro del Comité de Expertos de Ponle Freno. Abogado de Ejercicio desde hace más de 30 años, tiene como objetivo trabajar para fomentar la concienciación de las personas y las empresas en materia de prevención de accidentes de tráfico y vial laboral, sabe que el respeto por las normas de seguridad vial es vital para disminuir la siniestralidad y sus víctimas.

Rosa María García Álvarez es Directora de Comunicación y Relaciones Externas de CEA en España - Chile y Patrono de Fundación CEA, cuenta con una dilatada trayectoria profesional y sólida formación en Comunicación y Marketing.

El número de ciclistas víctimas de accidentes de tráfico ha ido en aumento de forma considerable este último año. Aunque se trate de un grupo minoritario, es sin duda, el más vulnerable, por ello debemos tenerlo en mayor consideración a la hora de mantener una adecuada educación y seguridad vial.

Fundación CEA te informa, a través de esta guía, sobre todo lo que un ciclista necesita saber para circular de forma segura:

Elementos de seguridad

Hay que tener en cuenta como mantener una correcta posición encima de la bicicleta. Es importante que el tamaño de la bicicleta sea el adecuado para la altura del ciclista y, que el propio conductor se encuentre situado sobre el cuadro para poder apoyar de forma segura los pies en el suelo. El sillín y el manillar deben estar a la misma altura.

La iluminación – o alumbrado – es vital si se pretende conducir de noche, por pasos inferiores y túneles. Cuando sea obligatorio el uso del alumbrado, los ciclistas llevarán una prenda reflectante si circulan por vías interurbanas, con el fin de que los conductores y demás usuarios puedan distinguirlos a una distancia de 150 metros. Además, el sistema de alumbrado de la bicicleta deberá llevar obligatoriamente:

1. En la parte delantera una luz de posición de color blanco.

2. En la parte trasera una luz de posición de color rojo y un catadióptrico, no triangular, del mismo color. Opcionalmente se pueden añadir catadióptricos de color amarillo auto, en los radios de las ruedas y dos en cada pedal.

El casco de protección homologado es obligatorio para conductores y ocupantes de bicicletas, si circulan por vías interurbanas, salvo en rampas ascendentes prolongadas, por razones médicas acreditadas o en condiciones extremas de calor.

Al igual que el resto de agentes que circulan por la carretera, como medida para impedir el desvío de atención, los ciclistas también tienen prohibido conducir y utilizar auriculares conectados a receptores o reproductores de sonido, así como el uso del teléfono móvil.

Si los ciclistas llevan a niños en bicicletas para una persona, solo se permite llevar a un pasajero mediante asiento adicional homologado, si este es menor de siete años y el conductor de la bici mayor de edad.

La tasa máxima de alcoholemia (de los conductores en general es de 0.5 g/l de alcohol en sangre o de alcohol en aire espirado superior a 0.25 miligramos por litro) también afecta a los ciclistas que estén obligados, como otros conductores, a someterse al preceptivo test de alcoholemia.

Normas básicas de circulación

Prioridad de paso

Antes de incorporarse a la circulación e iniciar la marcha hay que comprobar, mirando hacia atrás, que no se acercan otros vehículos o bien que están suficientemente lejos, siendo obligatorio señalizar la maniobra al resto de los usuarios de la vía, extendiendo el brazo horizontalmente a la altura del hombro.

En el momento en que toca circular por la ciudad hay que hacerlo lo más próximo posible a la derecha de la vía. Si se va en grupo se podrá circular en columna de a dos, como máximo. En el caso de haber poca visibilidad o el tráfico se complica - por seguridad - se circulará en hilera, de uno en uno.

Ceder el paso

Se tiene prioridad de paso respecto a los vehículos de motor cuando: se circule por un carril bici, por un paso para ciclistas, arcén debidamente señalizado y cuando el vehículo de motor vaya a girar, a la derecha o a la izquierda, para entrar en otra vía y el ciclista esté próximo o cuando circulando en grupo el primero haya iniciado el cruce o haya entrado en una glorieta.

Todo buen ciclista debe aprender a ceder el paso cuando sea oportuno:

· Ante un paso de peatones debidamente señalizado o cuando se vaya a girar, para entrar en otra vía y haya transeúntes cruzándola en ese momento, aunque no exista paso “dibujado” para los mismos.

· Al aproximarse a una intersección o cruce, la preferencia de paso siempre se verificará atendiendo a la señalización que la regule, ya se trate de un agente con el brazo levantado verticalmente o con el brazo o brazos extendidos;

· Ante una señal luminosa como la luz roja del semáforo o la luz amarilla no intermitente, salvo que el ciclista se encuentre tan cerca del lugar de detención que no pueda parar, antes del semáforo, de forma segura.

· Ante una señal vertical de ceda el paso si vinieran otros vehículos por una vía preferente.

· Ante una señal de Stop.

Giro a la derecha

Hay que situarse lo más cerca posible del borde derecho de la calzada y comprobar si la situación de los demás usuarios de la vía permite realizar el giro, advirtiendo la maniobra con tiempo suficiente con el brazo izquierdo doblado hacia arriba y con la palma extendida, o bien, con el brazo derecho en posición horizontal y con la palma de la mano extendida hacia abajo.

Giro a la izquierda

Si se trata de una vía de sentido único hay que situarse, lo más cerca posible, al borde izquierdo de la calzada y señalizar con suficiente tiempo la maniobra, extendiendo horizontalmente el brazo izquierdo a la altura del hombro y con la mano abierta hacia abajo o con el brazo derecho doblado hacia arriba y la palma de la mano extendida.

En el caso de ser una vía de doble sentido hay que ceñirse a la marca longitudinal de separación o mediana sin invadir la zona destinada al sentido contrario.

Por otro lado, existen vías con un carril acondicionado para los giros a la izquierda independientemente si se encuentra en una zona urbana o interurbana. En ese contexto, es necesario situarse en el carril acondicionado – con suficiente antelación – y girar cuando la señalización existente lo permita.

Si la vía interurbana no dispone de un carril acondicionado para este giro, el ciclista debe colocarse a la derecha, fuera de la calzada siempre que sea posible e iniciarlo desde ese lugar.

Vía interurbana

Cuando el buen ciclista circule por este tipo de calzada, su obligación será comprobar la existencia de una vía adaptada especialmente para los ciclistas.

Cuando existen vías adaptadas para ciclistas, estas estarán indicadas con las correspondientes señales.

En el caso de que no exista vía adaptada para ciclistas, hay que circular por el arcén de la derecha siempre que este sea transitable o suficiente; de no serlo, se utilizará la calzada ocupando el menor espacio posible.

Se podrá abandonar el arcén únicamente en descensos prolongados con curva, cuando los motivos de seguridad lo justifiquen, excepto si se circula por una autovía.

Para efectuar un adelantamiento hay que advertirlo con antelación y comprobar que existe el espacio suficiente para que la maniobra no ponga en peligro ni entorpezca a quienes circulan en sentido contrario. La distancia lateral con el vehículo al que se adelanta será de 1’50m.

No se considera adelantamiento el producido entre ciclistas que circulen en grupo.

Circulación por autopistas y autovías

Los ciclistas tienen prohibido circular, como norma general, por autopistas y autovías.

No obstante, los conductores mayores de 14 años pueden circular por los arcenes de las autovías, salvo que una señal lo prohíba por razones justificadas de seguridad vial, en cuyo caso, un panel indicará un itinerario alternativo.

Nuevas señales

Es fundamental que conozcas las nuevas señales de tráfico especialmente diseñadas para el cumplimiento del buen ciclista.

Rosa María García Álvarez

Directora de Comunicación y Relaciones Institucionales

Fundación CEA

Contenido relacionado

Red de Blogs

Otro blogs

Últimas noticias