Teatro

Tim Robbins pone a «bailar» las fantasías de Shakespeare

El actor y director Tim Robbins, junto a la compañía estadounidense “The Actor’s Gang”, ha puesto a “bailar” las fantasías de Shakespeare con su versión de “El sueño de una noche de verano”, que ha abierto las representaciones del Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro. El montaje, que concluyó en la madrugada de hoy, contó con una puesta en escena en la que el movimiento y el dinamismo primaron sobre otro tipo de elementos escénicos, convirtiendo a los actores en la base principal de la escenografía.

Los decorados estaban compuestos únicamente con la combinación del movimiento de los trece intérpretes, la luz y unos pequeños elementos de atrezzo que servían para llevar al espectador entre las diferentes historias que cohabitan en la obra de Shakespeare.

Con este planteamiento, los actores de “The Actor’s Gang” no solo defendieron con notable destreza y una considerable dosis de humor físico los diferentes papeles que interpretaron, sino que también encarnaron el bosque donde transcurrió la acción.

Para llenar esta escenografía casi desnuda, los actores pusieron sobre el escenario una especie de danza interpretativa que contó con el apoyo de la música en directo, que pusieron la violonchelista Mikala Schmitz y el percusionista David Robbins.

Esta versión de Robbins mantiene prácticamente intacto el texto original de Shakespeare, pero establece un trabajo mucho más coral en la interpretación, que manifestó en personajes como el mítico Puck, que aparece en el montaje interpretado de forma común por varios actores.

Después de casi tres horas de montaje, el público que abarrotó el patio de butacas del espacio Miguel Narros despidió a los actores y al director con una cerrada ovación.

De esta forma se ha iniciado el paso de Tim Robbins por el Festival Internacional de Teatro Clásico, donde realizará tres representaciones más, hasta el próximo lunes, día 6, de su versión de “Sueño de una noche de verano”.