Actualidad

CEOE cargará contra el acuerdo en la última junta de Rosell

La patronal analizará pasado mañana el impacto de unas medidas que «rompen el diálogo social»

Antonio Garamendi, a la izquierda, sucederá previsiblemente a Juan Rosell al frente de la patronal a partir del 21 de noviembre
Antonio Garamendi, a la izquierda, sucederá previsiblemente a Juan Rosell al frente de la patronal a partir del 21 de noviembre

La patronal analizará pasado mañana el impacto de unas medidas que «rompen el diálogo social»

- La que iba a ser una marcha plácida después de ocho años de mandato puede convertirse en el alegato empresarial más duro contra las medidas que ha puesto en marcha un Gobierno en España desde el epicentro de la crisis. Juan Rosell, presidente de la CEOE, se despedirá pasado mañana de su junta directiva. Y lo hará en un ambiente muy caldeado en la patronal por el fuerte impacto que tendrán para las empresas las medidas presupuestarias que el Gobierno enviará hoy a Bruselas tras pactarlas con Podemos. Medidas que, a juicio de la CEOE, «dinamitan» el diálogo social.

Tal es el malestar que, según ha podido saber este periódico, los empresarios han llegado a plantearse incluso la posibilidad de dejar sin rubricar algunos acuerdos que se alcancen en las cinco mesas en las que vienen trabajando junto con la Administración y los sindicatos. Se trata de la mesa de diálogo social, la de Seguridad Social, la de de hostelería y calidad en el empleo, la de formación y la de economía sumergida, aunque estas dos últimas aún no han arrancado. «Ya veremos qué consecuencias tiene todo esto porque estábamos en una mesa con varios temas y no creemos que ahora sea más fácil firmar nada, sino todo lo contrario», afirman fuentes de la patronal.

El enfado es sonoro y no sólo por el salario mínimo, cuya subida ya estaba acordada con los sindicatos hasta situarlo en 850 euros en 2020, no en los 900 para 2019 que ahora quiere implantar el Gobierno. Subida que elevará los costes laborales y, previsiblemente, dañará la competitividad de las empresas. Los empresarios entienden que el acuerdo obligará también a un mayor sacrificio a los autónomos al elevar su base de cotización y que golpea con firmeza a las empresas energéticas, que han perdido 6.400 puntos de capitalización bursátil en sólo dos días.

En la junta, que no tiene carácter extraordinario porque ya estaba convocada con antelación al acuerdo, se analizarán las repercusiones de las medidas plasmadas en el documento que se remitirá a la UE. Preocupa en la patronal, y mucho, el posible déficit extra que implicaría su puesta en marcha. La CEOE pone en duda que vaya a producirse de forma efectiva el incremento de la recaudación en 5.678 millones que ha prometido el Gobierno. «Esa estimación no se adecúa con el impacto recaudatorio neto de las medidas fiscales anunciadas, que consideramos significativamente inferior».

La patronal teme que el alza del gasto ponga en riesgo la sostenibilidad de las cuentas y dispare los intereses de la deuda. Este año, España pagará 31.547 millones por dicho concepto.