Libros

Jadel: «Siempre saco lo positivo de las críticas»

El ganador de «El Número Uno» habla de su triunfo y de los retos que le aguardan ahora

«¡Cómo mola, cómo mola!», así describió Jadel la sensación de proclamarse campeón de «El Número Uno». El «guapo» oficial de la primera edición del «talent show» de Antena 3 se lleva a Canarias los 100.000 euros de premio y la oportunidad de iniciar una carrera musical. Así lo decidió el 57 por ciento de la audiencia en la gala final. Ya desde los castings, se perfilaba como posible ganador. Este simpático tinerfeño de 25 años no sólo se ganó el favor del jurado gala tras gala, sino que también cautivó a la audiencia con su espontaneidad y sus tablas sobre el escenario. Y es que Jadel no sólo canta bien, sino que su apabullante presencia y sus impecables actuaciones le han convertido en el concursante más blindado por el jurado, hasta en ocho ocasiones.

-¿Qué fue lo primero en lo que pensó al saber que era «El Número Uno»?
-Lo primero que pensé fue «hostia, he ganado»; pero, en seguida, imaginé lo orgullosa que se sentiría mi familia, mi gente de Canarias, mis fans, con las que siempre he tenido un trato supercercano. Les he visto sufrir, llorar, reír por mí... Y esto no tiene precio. Y, por último, comencé a ver fotografías de todo lo vivido estos meses desde que comenzaron los castings.

-¿Cómo se despierta uno siendo ya el triunfador?
-Sientes una tranquilidad infinita. Dormí con el trofeo y al despertarme pensé: «Qué grande y qué bonito es».

-¿Se imaginaba ganador?
-No me veía ni en el cásting, ¿cómo iba a pensar que podía ganar?

-¿Cómo se siente siendo uno de los hombres más deseados del momento?
-Es surrealista. Pero lo más grande es que he podido seguir siendo yo. Nunca se ha visto al Jadel que no es. No he tenido esas limitaciones.

-¿A quién veía como principal rival?
-A los cuatro finalistas. Aunque realmente no se puede hablar de rivalidad. Iba a estar contento ganase quien ganase. Nadie pisaba a nadie, cada uno hacíamos nuestra propia música. Cada concursante era especial. Todos seguimos siendo «números uno» y estoy muy orgulloso de compartirlo.

-¿Cómo valora haber sido el concursante más blindado por el jurado?
-En el jurado encontré un respeto que no esperaba. Al principio, eran más fríos porque ni ellos estaban acostumbrados a ser jurado ni nosotros a ser juzgados, pero, a partir de la tercera gala, se forjó la familia y el respeto.

-¿A quién admira en el mundo de la música?
-A mis compañeros y al jurado. Los tengo idolatrados. Pero mis referentes musicales son Bruno Mars, Chris Brown, Luis Fonsi...

-¿Cómo valoraría al jurado de «El Número Uno?
-Les pondría un diez. Soy una persona muy positiva y he aceptado tanto los elogios como las críticas, de las que siempre he sacado lo más positivo.

-¿Está preparado para la fama?
-Sí, vaya... Yo disfruto con lo que hago. Tienes que vivir consciente del mundo en el que te metes. Lo ideal es controlarlo.

-¿Qué tarea le quedó pendiente de hacer en el programa?
- El dúo con Bustamante, pero me desquitaré en Canarias y Tenerife, donde compartiremos escenario. Está picado porque dice que le he quitado admiradoras. Es muy grande. He contado con su apoyo desde el principio.

-¿En qué va a invertir los 100.000 euros?
-En la producción de mi disco. Es un dinero ganado gracias a la música y a ella se lo voy a dedicar.