Tim Harford: «Se espera demasiado de los políticos»

Con firma propia. Profesión: economista, periodista y escritor. Es miembro del consejo de redacción del «Financial Times». Nació: en 1973, en Kent (Gran Bretaña). Por qué está aquí: por su libro «Adáptate» (Temas de Hoy).

Tim Harford: «Se espera demasiado de los políticos»
Tim Harford: «Se espera demasiado de los políticos»

–Leo las noticias económicas y lloro. ¿Qué me aconseja?
–Lea mi libro.

–Gracias. Se titula «Adáptate». ¿Cómo me adapto?
–Con la valentía de asumir el riesgo de equivocarse y la habilidad de aprender de cada fracaso.

–Expone el método ensayo-error...
–Implica que detrás de cada éxito siempre existe una serie de fracasos que lo han hecho posible.

–Y usted, ¿cómo se adapta?
–Tratando de encontrar respuestas a las preguntas. Experimentando.

–Ha vendido más de millón y medio de ejemplares de sus libros. Parece que para salir de la crisis no hay nada como un «best-seller» sobre la crisis...
–También hablo del cambio climático, del terrorismo, de la lucha contra la pobreza, de los conflictos armados... Es muy deprimente pensar que uno se hace rico por lo mal que va el mundo. No quiero creerlo así.

–Hay ricos «indignados» que se ofrecen a pagar más impuestos...
–Es genial ese altruismo. ¿Qué tiene de sorprendente que quieran dar lo que les sobra? Lo hacen Bill Gates, Buffet, etcétera, desde hace tiempo.

–Afirma: la primera idea para cambiar las cosas es estar dispuesto a fracasar. ¿De fracaso en fracaso hasta la victoria final?
–O de victoria en victoria hasta el fracaso final. También se muere de éxito.

–Nada debemos esperar de los políticos ni de los gurús, ¿no?
–El problema está en que esperamos demasiado de los políticos. Ellos se pierden en planes brillantes cuando necesitamos pequeñas soluciones.

–¿Lo peor de lo que pasa?
–Negar lo que está pasando, no afrontar lo que ocurre. Ahí tiene a la UE...

–Quizá lo peor que nos pasa es que no sabemos lo que nos pasa...
–Nunca sabemos lo que nos pasa. Y lo peor de los políticos no es que nos mientan: es que no van a poder cumplir lo que prometen.

–Si me equivoco yo, pago yo; si se equivocan los bancos, pagamos todos...
–No es justo, y esto tiene que cambiar. Pero no hay nada que funcione mejor que el capitalismo... de momento.

–El mercado manda; los políticos obedecen. Es así, ¿verdad?
–Los gobiernos tienen las manos atadas por el mercado. Pero a veces el mercado escucha mejor al pueblo que los políticos.

–Por cierto, ¿dónde mete usted la pasta, debajo del colchón?
–No. Me he comprado una casa, invierto...

–El mercado no sólo le escucha: le mima...