El impactante testimonio de una pediatra por el colapso de niños con covid-19: “Verlos intubados es desgarrador”

Los médicos alertan de que la situación está empeorando, y podría hacerlo más debido a que las escuelas están iniciando las escuelas “con normalidad y con la variante Delta totalmente extendida”

Un bebé prematuro en una incubadora
Un bebé prematuro en una incubadora

Las hospitalizaciones de niños por coronavirus han llegado a su máximo nivel en Estados Unidos desde que comenzó la pandemia. A finales de agosto, el promedio de hospitalizaciones era de 300 casos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Aunque la tasa de mortalidad es menor al uno por ciento, los médicos alertan de que la situación podría empeorar, a medida que las escuelas están iniciando el año escolar la variante Delta está prácticamente extendida por todo el país.

A día de hoy, el problema de que los niños se contagien, viendo la escasa mortalidad, son las consecuencias y secuelas que podrían tener. Entre ellas, el síndrome inflamatorio multisistémico, que puede dañar el corazón, además de sus sistemas digestivo, nervioso y respiratorio. La situación es que la variante está afectando a más niños que las que afectaría otras variantes. De hecho, en el Texas Children’s Hospital un tercio de los niños ingresados por covid requiere cuidados intensivos.

Los casos pediátricos a nivel nacional se han cuadruplicado en el último mes. Los menores de 12 años no califican para la vacuna y muchos adolescentes no están vacunados. La variante Delta es mucho más contagiosa y fácil de trasmitir y una de las razones de la trasmisión es que los adultos no usen la mascarilla.

“Lo que veo en los niños con coronavirus me asusta. Algunos de mis pacientes han requerido cuidados intensivos y, en las últimas semanas, he visto muertes pediátricas en el Centro Médico de Texas”, dice una pediatra que trabaja en el hospital.

Como dice esta sanitaria, el panorama se está complicando. La mitad de todas las pruebas de Covid que hizo la semana pasada, dice, dieron positivo. Algunos de los niños han desarrollado depresión severa. Y se exponen a la covid de larga duración, como aquellos pacientes que han tardado tiempo en curarse o que, tras dar negativo, han seguido arrastrando síntomas. “Recuerdo el caso de uno de mis pacientes, un bebé de apenas cinco semanas a quien le diagnostiqué covid y cuya madre, lamentablemente, también tenía la enfermedad”.

Si tienes un hijo mayor de 12 años, debes vacunarlo. Es como cuando le exiges que se ponga el cinturón de seguridad en el auto para que su vida no corra peligro. He visto a padres que han perdido a sus hijos y que le ruegan a la gente que se vacune para evitarles a otras familias el dolor que están sintiendo”, dice.

Altas repercusiones

La pediatra pone un ejemplo y es que, el hecho de que la unidad de cuidados intensivos esté llena, es que otros niños que puedan necesitar cuidados intensivos, como puede ser el caso de que sufran un accidente o tengan otra enfermedad, no pueden ser atendidos. Además, este último ejemplo es claro porque los niños pequeños son muy propensos a las enfermedades.

“Una de las cosas más preocupantes es que el covid puede provocar repercusiones en las próximas décadas con consecuencias que ni siquiera conocemos en la actualidad”, alerta la pediatra, en declaraciones recogidas a BBC. Advierte de que “ya es hora” de que la gente se tome en serio la pandemia después de más de año y medio. Hasta este año, los más vulnerables eran las personas mayores, pero gracias a la vacuna (y que ellos podrán recibir la tercera dosis si las autoridades sanitarias lo ven conveniente, la población de riesgo pasa a ser los menores de 13 años, que ni siquiera pueden recibir una dosis.

“Para mi, lo más importante es que todas las personas que puedan vacunarse, lo hagan. Aparentemente, hay que gritarlo desde los techos de todos los edificios, porque parece que no lo hacen. Nuestra última esperanza en este momento es el uso de las mascarillas, la gente debe utilizar las mascarillas, y los adultos deben comportarse como adultos responsables”, añade.