Cada vez menos jóvenes dejan sus estudios antes de tiempo

En los últimos cuatro años la tasa de abandono escolar se redujo diez puntos en la Comunidad

El consejero Fernando Rey visita el Instituto Delicias, que participa en el Programa para la Mejora del Éxito Educativo
El consejero Fernando Rey visita el Instituto Delicias, que participa en el Programa para la Mejora del Éxito Educativo

En los últimos cuatro años la tasa de abandono escolar se redujo diez puntos en la Comunidad

Cada vez menos jóvenes de nuestra Comunidad abandonan sus estudios de Secundaria antes de tarminarlos. Al menos así se desprende de los datos de la última Encuesta de Población Activa (EPA), en los que, poco a poco, sin prisa pero sin pausa, Castilla y León se sigue acercando a su objetivo de situar la tasa de abandono escolar en el 15 por ciento. En los últimos cuatro años, la Región ha conseguido reducir en diez puntos el abandono escolar de sus alumnos hasta situarla en el 16,7 por ciento actual. Así, en Castilla y León en 2011 había un porcentaje de este tipo de alumnos del 27,5 por ciento, que bajó al 21,7 por ciento en 2012 y al 19,2 en 2013.

El programa de mejora del éxito educativo, el nuevo Plan de Formación Profesional, con la FP Dual, la mayor flexibilidad que permite la Lomce y las medidas y materias de refuerzo en la ESO previstas en la orden por la que se establece el currículo y se regula la implantación, evaluación y su desarrollo en Castilla y León, son algunas de las iniciativas puestas en marcha en los últimos años por la Consejería de Educación que dirige actualmente Fernando Rey que están surtiendo efecto para combatir tanto el fracaso como el abandono escolar

El actual 16,7 por ciento es importante por cuanto sigue manteniendo a nuestra Comunidad por debajo de la media del conjunto de España, que es de casi el 20 por ciento. «Son unas cifras positivas porque nos acerca a ese objetivo marcado por la Unión Europea en 2020 del 15 por ciento», destaca en declaraciones recogidas por la agencia Ical el director general de Política Educativa de la Junta, Miguel Vega.

Por sexos, continúa la amplia diferencia entre hombres y mujeres, tanto a nivel autonómico como nacional. Así, mientras este parámetro se sitúa en los varones en el 21,17 por ciento en Castilla y León, en las mujeres baja hasta el 11,92 por ciento. En ambos casos, por debajo de la media nacional en 2015, que se situó en el 24,03 y el 15,79 por ciento respectivamente.

Vega asegura que estos datos, que representan el porcentaje de población entre 18 y 24 años que no ha completado la Educación Secundaria 2ª etapa y no sigue ningún tipo de estudio formación, tienen una correlación directa con el indicador del fracaso escolar.

La tasa de abandono temprano de la educación y la formación mide el porcentaje de jóvenes de 18 a 24 años cuya titulación máxima alcanzada es el Graduado en ESO y no continúan estudiando o formándose para alcanzar lo que para el siglo XXI se ha definido como deseable: la secundaria post-obligatoria (Bachillerato o Formación profesional de grado medio).