Comunidad Valenciana

Fiscalía pide investigar las irregularidades en la ayuda de la Diputación a «Champi»

Jorge Rodríguez concedió 60.000 euros al equipo de «Champi» Herreros sin que éste cumpliera las bases de la convocatoria

La Fiscalía ha pedido al Juzgado que incoe diligencias previas para dilucidar si la Diputación de Valencia ha cometido delito de prevaricación y malversación por la concesión de una subvención de 60.000 euros al equipo de motociclismo de Champi Herreros, sin que éste cumpliera con los requisitos necesarios para concurrir a dichas ayudas.

Publicidad

El Ministerio Público concluye que la resolución de la Diputación por la que se concedía la ayuda a Champi Herreros «no cumplía no solo lo estipulado en la base segunda de la convocatoria, sino tampoco los requisitos exigidos en las bases primera, tercera y quinta, al no estar constituido el Club de Motociclismo Champi Competición en la temporada deportiva 2015/2016».

Las diligencias de investigación de la Fiscalía se incoaron después de la denuncia presentada en agosto del año pasado por una diputada de Ciudadanos, a la que se unió más tarde otra del Partido Popular.

Como había venido informando LA RAZÓN desde el mes de julio de ese mismo año, la Diputación de Valencia, bajo la presidencia del hoy imputado Jorge Rodríguez, otorgó una subvención de 60.000 euros al Club Motociclismo Champi Competición sin que éste cumpliera con las bases de la convocatoria a la que concurrió.

El club de Champi se constituyó en fecha posterior a la de la publicación de la convocatoria de subvenciones de la Diputación de Valencia. El 8 de julio de 2016, la Diputación por decreto de su presidente, aprobó las bases de la convocatoria de concesión de subvenciones destinadas a clubes de élite de la provincia de Valencia. Estos clubes debían acreditar «gran relevancia deportiva atendiendo a sus resultados en competiciones oficiales, fundamentada en su repercusión social y alto nivel de los deportistas integrantes del club».

Publicidad

En octubre de 2016, la Diputación aprobó otorgar 60.000 euros al club de motociclismo, Champi Competición. Pero dicho club se adscribió a la Federación de Motociclismo el 28 de julio de 2016 a fin de inscribirse en el Registro de Entidades Deportivas, hecho que se aprobó el 13 de septiembre de 2016. Por lo tanto, su constitución se produjo de hecho en fecha posterior a la publicación de la convocatoria de subvenciones que exigían « «clubes legalmente constituidos».

En aquel momento, desde la Federación de Motociclismo de la Comunitat Valenciana ya se advirtió que «un club que, creándose en julio de 2016 no ha podido realizar actividad deportiva alguna generadora de gastos subvencionables en el periodo de tiempo que exige la convocatoria y que arranca en septiembre de 2015».

Publicidad

En este sentido, añadía que «en cuanto a los éxitos deportivos y la participación en competiciones internacionales, nacionales o autonómicas, previas a la convocatoria, éstas eran inexistentes, dada la fecha de constitución del indicado club».

Además, las irregularidades podrían no acabar en la fecha de constitución del equipo, ya que según denunció el PP, las facturas aportadas para justificar los gastos también podrían ser irregulares o corresponderse con gastos no realizados por este equipo.

La diputada que justificó la polémica subvención

La diputada de Deportes de la Diputación de Valencia, Isabel García, explicó que tanto su técnica como su jefe de servicio dieron por buena la documentación aportada por Champi Herreros para optar a las subvenciones a clubes de élite, que finalmente le fue concedida por importe de 60.000 euros, en 2016.

Publicidad