Paula Echevarría: «No tengo clara la situación con mi marido»

José de Santiago. 

Tiempo de lectura 4 min.

17 de septiembre de 2017. 04:04h

Comentada

LA RAZÓN fue el primer medio en descubrir que se estaba preparando una fiesta sorpresa para celebrar el 40 cumpleaños de Paula Echevarría. Aquella exclusiva información motivó un cambio radical en el planteamiento inicial y, finalmente, se hizo oficial ese homenaje a la actriz en Madrid, una continuación a la celebración más íntima que tuvo lugar el pasado 7 de agosto, fecha de su nacimiento, en su tierra natal asturiana. Pero, en esta ocasión, se exigía esmoquin a los hombres y traje largo a las mujeres. Glamour y elegancia, aunque un invitado nos desveló que «ha sido una fiesta un tanto aburrida».

Las invitaciones para el segundo evento llegaron por email o whassap, para que nadie pudiera hacerse con tarjetones que no fueran suyos y colarse. La fiesta fue la noche del jueves en la finca «El chaparral», situada en Pozuelo de Alarcón, que cuenta con un restaurante y unas instalaciones de lujo.

Ciento y pico invitados a razón de ciento cincuenta euros por persona. Un cocktail servido por Ciboullette, ese catering de Ernesto Vázquez tan solicitado por las celebridades, a base de jamón de bellota, todo tipo de quesos, solomillitos en salsa, rábanos y zanahorias crudos, blinis de salmón, foie con mermelada de manzana, postres variados, tarta y barra libre de bebidas. Los últimos invitados en marcharse dejaron la finca bien entrada la madrugada.

Paula se presentó a las ocho y media de la noche, acompañada de su hija Daniella, sus padres, su hermano, su cuñada y sus dos sobrinas. Dentro ya le esperaban otros familiares (ninguno relacionado con los Bustamante) y compañeros y amigos de profesión, como fue el caso de Aitana Sánchez-Gijón, Marta Hazas, Elena Tablada, Laura Sánchez y su novio, David Ascanio, Juanjo Artero, Cecilia Freire...; sus amigas de siempre de su lugar de nacimiento, Candas (Asturias); las íntimas de Madrid, Elena Hernández y Alicia Hernández, a las que se conoce cariñosamente, junto a Echevarría, como «Las Pencas», y Ana, su representante.

Alicia es una de las dueñas de la firma Dolores Promesas, que fue quien hizo el vestido que Paula lució en la fiesta, muy escotado, en color blanco con encaje de flores, espalda al descubierto y mucho vuelo. Se complementaba con unos pendientes y anillo de Tous (de brillantes y perlas), moño bajo con raya en medio, un maquillaje suave, los labios en rosa palo y ojos en tonos marrones.

La homenajeada, visiblemente emocionada (más tarde se la vería derramar lágrimas de alegría), afirmó que «cumplir 40 me ha regalado una nueva actitud ante la vida. Este es un año de cambios y todos han sido para bien».

–¿Incluso la situación de tu matrimonio con David Bustamante?

–Digamos que se van poniendo las cosas en su sitio y esa actitud pasa por no tener miedo a los cambios y afrontar con fortaleza las cosas.

–¿Quiere esto decir que vamos a recibir pronto ese comunicado de divorcio?

–Pase lo que pase, considero que no es necesario anunciarlo públicamente. El punto en que se encuentra ahora mismo mi matrimonio es mío y de David. ¿Qué quiere que aclare si no tengo nada claro?

–¿Cómo es la relación actual con el padre de su hija?

–Maravillosa.

–Se les ha visto esta misma semana en actitud cariñosa...

–Es la relación que hemos tenido desde que nos distanciamos hace unos meses.

–Pero ya se habla de que usted quiere dejar el domicilio matrimonial y construirse una casa más pequeña en una parcela de la misma urbanización.

–No es cierto. Ni estoy mirando parcelas ni tengo la intención de construirme una casa. Ya sé que se ha publicado eso, pero es mejor hacer oídos sordos a las habladurías. Muchas veces me entero de las cosas por medio de los reporteros y algunas me causan mucha risa.

Desde su entorno nos descubren que «sigue pendiente ese cara a cara entre Paula y David. En estos meses apenas han hablado de su situación matrimonial, tienen que aclarar muchas cosas antes de tomar una decisión definitiva. Bustamante lo está pasando muy mal porque sigue muy enamorado de su mujer. A Paula se la ve más tranquila y una de sus amigas afirma que, aunque las dudas están ahí, no descarta divorciarse».

Daniella ayudó a su mediática mamá a apagar las velas de la tarta. Fue entonces cuando la niña de nueve años se abrazó a Paula demostrándole el inmenso cariño que siente hacia su progenitora. En los jardines de la finca la hija de Bustamante no paró de correr y jugar con sus dos primas.

–¿Paula, qué deseo le pides al futuro más inmediato?

–Salud, siempre pido salud para mí y para mi gente.

–¿Y en el amor?

–...

–Hoy le han hecho muchos regalos, ¿cuál ha sido su preferido?

–Me quedo con las dedicatorias tan cariñosas que me han escrito...

Tal y como publicamos en aquella exclusiva, David Bustamante estaba invitado, pero no pudo asistir, según él mismo explicó a su entorno, porque tenía un compromiso ineludible con una cadena de televisión esa misma noche. Pero choca que ninguno de los componentes de la familia del cantante acudiera.

Contenido relacionado

Red de Blogs

Otro blogs