Mascarillas y distancia social para honrar a San Pedro y San Pablo en Burgos

La Catedral acoge una sencilla y restringida eucaristía y ofrenda floral a Santa María la Mayor en la que se recuerda a las víctimas de la pandemia y se pide por los más necesitados tras la misma

Este lunes 29 de junio, los burgaleses deberían estar de celebración festejando con alegría sus fiestas mayores en honor a San Pedro y San Pablo, pero la crisis sanitaria del coronavirus y las medidas de prevención y seguridad impuestas en esta nueva normalidad en la que se encuentra España ha hecho que este año Burgos haya tenido que suspender las celebraciones de sus días grandes.

Si bien, mantiene alguna de sus actividades más arraigadas y representativas, de manera restringida y sencilla, como era el caso este lunes de la eucaristía y ofrenda floral a Santa María la Mayor, patrona de la ciudad, en la Catedral burgalesa.

Alrededor de doscientas personas, entre autoridades con el alcalde-presidente, Daniel de la Rosa, a la cabeza, y público representando a las peñas, las casas regionales, diversas asociaciones o hermandades además de la Corte de Honor de las fiestas participaban de este acto festivo en la Seo burgalesa que se retransmitía por el canal de YouTube del Ayuntamiento de Burgos para que todos los burgaleses pudieran seguirlo.

Una actividad en la que las víctimas del coronavirus, pero también los afectados económica o laboralmente por esta pandemia estaban muy presentes, especialmente en las oraciones del arzobispo de Burgos, Fidel Herráiz, quien pedía una oración por cada uno de ellos así como tender la mano en estos momentos de dificultad a los que peor están pasando esta situación sobrevenida.

Tras la ofrenda verbal de la reina infantil y reina mayor de Burgos, sonó en el templo el Ave María de Schubert, interpretado por el Cuarteto ‘EmiHolia’, para acto seguido celebrarse uno de los momentos esperados por los burgaleses cada año, como es la entonación del Himno a Burgos.

No era el acto multitudinario que se celebra habitualmente en la Plaza del Rey San Fernando, con el que los burgaleses celebran el día grande de los Sampedros, pero al menos se pudo celebrar con respeto y un fervor no exento de emotividad.

Para los que estén interesados, tanto la imagen de Santa María la Mayor como el altar de flores depositadas a sus pies pueden visitarse en horario de culto de la Seo burgalesa hasta el próximo jueves por la tarde