El Parlament pide reformar el delito de sedición con los votos de los comunes, PSC y ERC

Es una de las 20 propuestas presentadas por el grupo de los comunes en la cámara catalana

El Parlament ha pedido este viernes a las Cortes Generales modificar el delito de sedición, ahora “no homologable a las regulaciones europeas”, de forma que se “blinde el derecho de manifestación”, con el voto favorable de Catalunya En Comú Podem, PSC-Units y ERC y la abstención de JxCat. La resolución aprobada es una de las 20 propuestas llevadas a la cámara catalana por el grupo de los comunes en el marco del debate de política general.

Comunes y socialistas -que comparten Gobierno central de coalición- y ERC han votado a favor, JxCat ha optado por abstenerse y Cs, el PPC y la CUP han votado en contra del texto.

Otra de las resoluciones de los comunes aprobada insta a la Generalitat a “realizar las actuaciones oportunas” ante el Gobierno central para “impulsar una reforma fiscal” que impida “las prácticas de ‘dumping’ fiscal de algunas comunidades autónomas” como, cita el texto, la Comunidad de Madrid, una votación en la que Cs se ha abstenido y el PPC ha optado por el no.

El Parlament también ha mostrado su “preocupación e indignación” por las penurias que deben pasar los inmigrantes en el campo de refugiados de Moria y ha reclamado al Ejecutivo central que “permita, como mínimo, dar cumplimiento a los compromisos adoptados con relación a las cuotas de acogida”.

En este caso, el texto ha sido aprobado con los votos a favor de todos los grupos a excepción de las abstenciones de PSC-Units y PPC.

En otra resolución, el Parlament ha instado al Govern a “revisar los mecanismos de control, evaluación y sanción interna” de los Mossos d’Esquadra para “evitar nuevos casos de abusos policiales”, lo que ha aunado el voto favorable de JxCat, ERC, comunes y CUP y el rechazo de PSC-Units, Cs y PPC.