Binoche, Kidman, Pattison y Franco, en una Berlinale con mucho acento hispano

La Berlinale desplegará su alfombra roja entre el 5 y el 15 de febrero para Juliette Binoche, Nicole Kidman, Robert Pattinson y James Franco, entre otros, en una edición con mucho acento hispano tanto entre los aspirantes al Oso, como en el resto de sus secciones y hasta en el jurado. La película “Nobody Wants the Night”, de la española Isabel Coixet, abrirá la lucha de los 19 aspirantes al Oso, entre los que se incluyen los chilenos Patricio Guzmán y Pablo Larraín, el guatemalteco Jayro Bustamante y nombres como Peter Greenaway, Terrence Malick, Werner Herzog y Benoit Jacquot.

Al filme de Coixet, una película “potente” de “mujeres fuertes”, en palabras del director de la Berlinale, Dieter Kosslick, le corresponde inaugurar el festival y aportar el primer desembarco de estrellas, con Binoche al frente y Gabriel Byrne.

Malick, Oso de Oro en 1999 con “La delgada línea roja” (”The Thin Red Line”), traerá a Berlín “Knight of Cups”, interpretado por Christian Bale, Cate Blanchett y Natalie Portman, mientras que Herzog compite con “Queen of the Desert”, con Kidman, Franco y Pattinson.

Kosslick, que presentó hoy oficialmente el programa, se aseguró así buenas dosis de estrellato internacional, en combinación con lo que el director de la Berlinale califica de “cine de impacto”, político y social.

En esa categoría destacó “El botón de nácar”, un documental chileno-español-francés dirigido por Guzmán, que sigue a “Nostalgia de la luz” y que traza vínculos entre el exterminio de etnias australes, en la colonización, y “los capítulos más oscuros”, en palabras de Kosslick, de la dictadura de Augusto Pinochet.

Su compatriota Larraín traza en “El Club” una historia de sacerdotes “perdidos” entre dilemas personales o judiciales.

Por su parte, Bustamante lleva a Guatemala por primera vez a competición con “Ixcanul”, un filme que escarba en las raíces indígenas, uno de los ejes temáticos de una Berlinale cuyo ciclo “Native” -a exhibición- recorrerá a través de 18 filmes toda América Latina.

Completa el círculo de producciones con componente latinoamericana “Eisenstein in Guanajuato”, rodado en México por Greenaway y asimismo uno de los títulos destacados por Kosslick.

Por si faltaban acentos en español, irá a competición “Victoria”, del alemán Sebastian Schipper e interpretada por Laia Costa, como una española en el barrio multiétnico berlinés de Kreuzberg.

En el jurado se sentarán, junto al director estadounidense Darren Aronofsky y la actriz francesa Audrey Tautou, la cineasta peruana Claudia Llosa, Oso de Oro en 2009 con “La teta asustada” y en competición el año pasado con “Aloft”, así como el actor alemán, de raíces españolas, Daniel Brühl.

El propio Kosslick admitió entre bromas, en un encuentro previo con medios extranjeros, que en la Berlinale de este año se hablará “casi más español que alemán”, lo que le puede reportar alguna crítica doméstica, como le ocurre al técnico Pep Guardiola con su “españolizado” Bayern Múnich.

Alemania está en competición a través de “Victoria”, con el filme de Herzog -en una producción estrictamente estadounidense-, y con Andreas Dresen, un habitual del festival que presentará “Als wir träumen”.

De Irán, una de las cinematografías mimadas por la Berlinale, llegará Jafar Panahi, otro asiduo al festival, ahora con “Taxi”, mientras Jacquot representará a Francia con “Journal d’une femme de chambre”, con Léa Seydoux.

Por parte asiática acuden la japonesa “Ten no chasuke”, de Sabu, así como la vietnamita “Cha va con va”, de Phan Dang Di, y la china “Yi bu zhi yao”, de Jiang Wen.

Otros filmes a concurso son “45 Years”, de Andrew Haigh e interpretado por Charlotte Rampling; “Pod elecricheskimi oblakami” (”Under Electric Clouds”, en su título en inglés), del ruso Alexey German; y “Vergine giurata”, de la debutante italiana Laura Bispuri.

Cierran la lista de aspirantes a premio la rumana “Aferim”, de Radu Jude, y la polaca “Body”, de Malgorzata Szumowska.

Fuera de competición, pero en la sección oficial, se exhibirá “Cenicienta”, de Keneth Branagh y con Cate Blanchett.

Asimismo se exhibirán “Mr. Holmes, de Bill Condon y protagonizada por Ian McKellen; “Every Thing Wil Be Fine”, de Wim Wenders e interpretada por Franco y Gainsbourg y “Elser”, del alemán Oliver Hirschbiegel (”El hundimiento”) y centrado en el atentado fallido contra Adolf Hitler realizado por Georg Elser.

Wenders será homenajeado con el Oso de Oro de Honor del festival, que en total incluirá unos 400 filmes entre todas sus secciones. E