Amenaza ultra en Bilbao

El Olympique de Marsella tiene el mayor ejército de radicales de Europa con 27.000 miembros. Medio millar estará hoy en Bilbao. Hace dos años ya hubo incidentes entre los hinchas de ambos equipos en las inmediaciones de San Mamés.

La última visita del Olympique de Marsella a Bilbao fue en los dieciseisavos de final de la Liga Europa en 2016. Hubo de todo menos fútbol. Disturbios, peleas, incidentes en los alrededores de San Mamés y cinco detenidos relacionados con el Olympique. Los ultras del equipo francés son el colectivo radical más numeroso en Europa. Son 27.000, se dividen en seis facciones y medio millar llegarán hoy en autobús a Bilbao. Tres semanas después de los incidentes entre los ultras del Athletic y los del Spartak de Moscú, que provocaron la muerte del ertzaina Inocencio Alonso, el dispositivo de seguridad para el Athletic-Olympique será similar al que se vivió ante los rusos. Se desplegarán en torno a 800 agentes (500 ertzainas, 100 miembros de la Polícia Municipal y 200 de la seguridad del propio club) y la novedad será un sistema de vallado en la explanada de San Mamés. Es una medida que está incluida en el plan de seguridad de la Eurocopa de 2020 –Bilbao acogerá cuatro partidos– y el objetivo es la separación de las aficiones, aunque hace años los incidentes se produjeron bastante antes de la llegada al estadio.

Las medidas para hoy también incluyen la retirada de contenedores de basuras de las calles para evitar que puedan volcarlos –algo que sucedió el día del Spartak– y se ha pedido a los locales de hostelería que no coloquen terrazas –para evitar el lanzamiento de sillas– y sirvan la bebida en vasos de plástico. También se ha previsto que el Colegio Pureza de María, cercano a San Mamés y con un millar de alumnos de 2 a 18 años, cierre por la tarde sus instalaciones.

Los ultras del Marsella se definen como «anticapitalistas, antirracistas y antifascistas». Ideológicamente son cercanos a grupos como Bukaneros, Riazor Blues o Biris. También deberían ser próximos al grupo ultra del Athletic Club, los Herri Norte, pero con la experiencia de 2016 eso es lo de menos. Las tres facciones más numerosas y peligrosas y que contarán con miembros en Bilbao son el Commando Ultra 1984, los South Winners 87 y los Yankee Nord 1987. Los tres actúan por separado y los primeros se hicieron famosos en España en 2008, en el partido contra el Atlético de Madrid. Su líder, Santos Mirasierra, fue condenado a tres años y medio de cárcel por agredir a un policía y alteración del orden público.

Los Herri Norte, que fueron protagonistas directos en los incidentes con los radicales rusos, han denunciado ser objeto de «una campaña de persecución y criminalización». Ante el Spartak se les requisaron todo tipo de objetos (porras metálicas, bolas de golf, puños americanos...) y hoy volverán a estar estrechamente vigilados.

Y, además, hay fútbol. El equipo de Ziganda está obligado a remontar el 3-1 de la ida. El gol de penalti de Aduriz da esperanzas a los rojiblancos para alcanzar los cuartos.