Deportes

Cuando el deporte puede cambiar el juego

Esta semana celebramos la primera Final Mundial de la Danone Nations Cup en Barcelona. En el RCDE Stadium, 700 niños y niñas de 27 países vivieron una experiencia única, conviviendo tres días con futbolistas de otras nacionalidades y culturas. Una edición especial, ya que coincidía con la celebración del centenario de nuestra compañía, fundada en Barcelona en 1919. 56 equipos, 500 personas trabajando durante la final, casi 200 partidos y ¡más de 65 horas de fútbol! Muchos se preguntarán por qué Danone organiza un proyecto de estas dimensiones. Nos mueve la ilusión de involucrar a dos millones de niños de los cinco continentes en una experiencia diferente y transformadora. A través del poder educativo del fútbol, ponemos la misión de Danone en práctica: fomentar la salud a través de la alimentación.

Aprovechamos el ejemplo de embajadores como Carles Puyol para fomentar los buenos hábitos de alimentación e hidratación, la sostenibilidad, la solidaridad. Queremos ayudar a los pequeños futbolistas, a los adultos del futuro, a transformar el mundo. Querría destacar el éxito de la categoría femenina, donde entre 16 equipos, el RCD Espanyol de Barcelona se proclamó campeón. Mención especial para Villarreal, Betis, Atlético, afición, jugadores, padres... ¡Gracias a todos! «Play football, change the game!».

Publicidad