España vuelve a las semifinales del Mundial 13 años después

Desde que la selección se proclamó campeona del mundo en Japón no había vuelto a superar los cuartos de final

España volverá a estar 13 años después en las semifinales de la Copa del Mundo. Desde que la selección lograra el oro de Japón, los cuartos de final se habían convertido en una barrera insalvable. La última vez que España se coló entre los cuatro mejores del planeta lo hizo después de superar a Lituania en Saitama. La exhibición (89-67) de los Calderón, Navarro, Gasol y compañía fue de aúpa. Desde entonces, dos Mundiales y dos derrotas en cuartos. La maldición ha terminado ante Polonia.

El triple de Teodosic. En 2010, en Turquía, el verdugo fue Serbia. Y ninguno de los dos protagonistas de la jugada decisiva está en activo en la Copa del Mundo. El base serbio, que la próxima temporada jugará en la Virtus de Bolonia, no está con los balcánicos debido a problemas físicos en su pie izquierdo. Su defensor, Jorge Garbajosa, es el presidente de la Federación Española de Baloncesto. Con Sergio Scariolo al frente de la selección, España cayó (92-89) ante Serbia por un monumental triple del base. En un cambio defensivo, Garbajosa se quedó con Teodosic y éste hizo un lanzamiento frontal, imposible de defender, desde 8 metros que apartó a España de la lucha por las medallas.

La debacle ante Francia. En el Mundial de España 2014 todo estaba preparado para que el título se lo disputarán los anfitriones y Estados Unidos. Con lo que no se contaba era con una de las noches más negras en la historia del baloncesto español. Fue en el Palacio de los Deportes de Madrid. Enfrente estaba Francia. La selección que entrenaba Juan Antonio Orenga llegaba invicta al cruce de cuartos y era indiscutible favorita, pero... 52-65 para los galos. Que si Marc llegó sin apenas dormir por el nacimiento de su hija, que si Reyes y Calderón se habían declarado en rebeldía, que si no se preparó bien el partido, que si a Orenga le superó la situación. El que posiblemente haya sido el equipo más potente de España en toda su historia se quedó fuera de las semifinales de su Mundial.