El Mirandés asegura estar preparado para su regreso a la Liga Adelante

El presidente del Consejo de Administración del Mirandés, Alfredo de Miguel, ha asegurado hoy que el club está totalmente preparado para afrontar el reto de regresar a la Liga Adelante apenas dos meses después de certificar su descenso a Segunda División B.

Según ha afirmado De Miguel, en declaraciones a EFE, una vez ratificada la decisión de la Liga de Fútbol Profesional(LFP) de no inscribir al Real Murcia e invitar al Mirandés, "toca ponerse a trabajar"para cimentar la próxima temporada.

En este sentido, el propio presidente ha reconocido que "hay que darse prisa"para terminar de confeccionar la plantilla, ya que la competición arranca en apenas dos semanas y el equipo sólo cuenta con trece jugadores.

De hecho, la posibilidad de regresar a la Liga Adelante por el descenso administrativo de algún equipo ha ido retrasando la propia planificación deportiva de la temporada.

Un retraso que se ha alargado otra semana desde que el pasado 1 de agosto se anunciara que el Real Murcia no cumplía con los requisitos económicos exigidos por la LFP.

"Tenemos varios contactos, pero obviamente, teníamos que esperar hasta conocer la decisión final de la LFP", ha asegurado De Miguel.

"Ha sido una semana dura y tensa", pero "la Liga ha tomado una decisión lógica", ha señalado al tiempo que ha lamentado la "situación del Real Murcia"y ha mostrado sus respetos hacia el club pimentonero y sus aficionados.

Sea como sea, el presidente del club ha considerado que "tenemos tiempo más que suficiente"para hacer una plantilla "competitiva", como así demuestran los "precedentes"que existen.

Otro aspecto a tener en cuenta será la necesaria remodelación del estadio de Anduva, un proyecto que fue paralizado tras certificar el descenso deportivo y que "habrá que retomar"cuanto antes.

A este respecto, De Miguel ha adelantado que tendrán que reunirse con la LFP para abordar el tema y plantear un nuevo calendario, algo que a su juicio "no generará ningún problema", tal y como ha adelantado el presidente de la LFP, Javier Tebas, en su comparecencia de hoy.

En el ámbito puramente deportivo, el calendario también ha deparado más de una sorpresa, ya que el Mirandés arrancará la competición frente al Lugo, rival ante el que certificó su descenso en la última jornada la temporada pasada.

También se ha marcado en rojo la visita del Alavés, que jugará en Anduva en plenas fiestas locales de San Juan del Monte.