La mala pata de Xabi

Se lesiona solo entrenando y se rompe el quinto metatarsiano derecho. De dos a tres meses de baja

El centrocampista del Real Madrid, Xabi Alonso
El centrocampista del Real Madrid, Xabi Alonso

El centrocampista del Real Madrid se rompe el quinto metatarsiano durante el entrenamiento matutino y podría estar entre dos y tres meses más de baja .

Madrid- Xabi Alonso estaba preparado para volver, quizá hubiese jugado hoyo después de pasar el verano entrenándose a solas. Quería recuperarse cuanto ante de la pubalgia y estar disponible para el nuevo proyecto de Ancelotti. La sufrió la temporada pasada, lo que obligó a Mourinho a dosificarle y sin quedó sin poder viajar a la Copa Confederaciones. Se operó el 7 de junio y parecía que por fin veía la luz al final del proceso de recuperación. No está teniendo suerte. En una jugada fortuita, solo, en el entrenamiento de ayer se rompió el quinto metatarsiano de su pie derecho, una lesión que le mantendrá entre dos o tres meses de baja. Ahora tendrá que volver a empezar para ponerse a disposición del técnico italiano, pero se pierde el comienzo del nuevo proyecto.

Ancelotti quería contar con Xabi Alonso para mejorar el equilibrio defensivo en el centro del campo, lo que, según él, fue el problema principal en el primer tiempo del partido contra el Betis. Los centrocampistas titulares fueron Modric y Khedira, pero la lesión de este hizo que le tuviera que sustituir Casemiro. El Madrid, que este año partía con muchos futbolistas en el centro del campo, tuvo que utilizar a sus tres útiles en el estreno de la Liga. Xabi Alonso no estaba aún e Illarramendi tampoco. En el partido de hoy, en el homenaje a Raúl, la lista se ha reducido aún más. De los futbolistas que competían por esa posición, sólo pueden jugar Modric y Casemiro.

Khedira está recuperándose del golpe en la rodilla que lo tumbó en el encuentro contra el Betis, Illarramendi apura los plazos de su recuperación, pero no se le va a forzar en un partido intrascendente. Y Xabi Alonso vuelve al hastío de la recuperación hasta mediado el otoño. De repente, la buena abundancia de centrompistas no ha resultado tal.

Contra el Granada, la situación mejora: Khedira llegará e Illarramendi estará cerca. A partir de ahora, además de la portería, Ancelotti tiene que decidir quién va a ser su pareja de mediocentros durante el comienzo de la Liga y de la Liga de Campeones, durante los primeros partidos, cuando las piezas se ajustan y se aprenden los automatismos.

Todo parecía provisional hasta que la vuelta de Xabi le convirtiese a titular, mientras el resto pelearía por el otro puesto. Ahora la elección se convierte en estructural. Con Illarramendi recuperado, son cuatro futbolistas para dos posiciones.

Khedira y Modric no estuvieron del todo coordinados en el primer tiempo el pasado domingo. Dejaron mucho espacio a su espalda y la defensa sufrió con las llegadas de los delanteros béticos. La pareja que se estrenó tiene a su favor que la temporada pasada ya jugó en el Real Madrid y que no le va a pesar la presión. En su contra, los primeros minutos del primer partido.

Mientras que Casemiro e Illarra venía para aprender y con tiempo asentarse en el equipo. Ahora a uno de los dos, o a los dos, se les obliga a dar un paso adelante.