Sin James, baila Yerry Mina

Colombia pasa a octavos como primera gracias a otro gol del central azulgrana, que liberó a los suyos de un asfixiante partido ante Senegal

Los jugadores de Colombia celebran el gol anotado por su compañero Yerry Mina / Efe
Los jugadores de Colombia celebran el gol anotado por su compañero Yerry Mina / Efe

Un gol de cabeza del central del FC Barcelona, el segundo que mete en este Mundial, ha concedido una importante victoria a Colombia frente a Senegal (0-1)

Dice Yerry Mina que siempre que sube a rematar se encomienda al Señor y que la gloria es para él. De momento, a la espera de ajustar cuentas con el altísimo, la gloria es para el central del Barcelona, que llegó a Rusia en una clara crisis de confianza y puede marcharse como uno de los mejores defensas del planeta. No encontraba Colombia la rendija para hacer daño a Senegal, hasta que en un saque de esquina se elevó majestuoso Mina con sus más de 1,90 metros de altura. Su cabezazo impecable daba a los cafeteros la primera plaza del Grupo H, gracias también a la derrota de Japón ante Polonia. Sólo a través del balón parado y del estado de gracia de su número 13 pudieron respirar los de Pekerman, asfixiados la mayor parte del tiempo por el despliegue táctico de un rival que se quedó fuera de octavos por haber visto dos amarillas más que sus rivales japoneses. Merecieron más los de Cissé, la última esperanza que quedaba al continente africano en este Mundial. Pero su buena ocupación del espacio, su acertada presión en campo contrario y la pinza que le hicieron en el medio a los creadores de juego colombianos no tuvieron reflejo en el área contraria. Llevaban la iniciativa y vivían en terreno rival, pero al acercarse al área se les nublaba la vista. Y eso a pesar del buen partido de Mané, jugador del Liverpool y futbolista de más calado de Senegal. A punto estuvo de poner todo patas arriba el pupilo de Klopp en una jugada en la que encontró el hueco entre los dos centrales amarillos. Se quedó a solas con Ospina para el mano a mano hasta que surgió el físico de Davinson Sánchez y arriesgó el penalti, la expulsión y la suerte de Colombia en el torneo. El defensa del Tottenham acertó a tocar el balón, algo que no vio el ojo de Milorad Mazic, pero sí sus compañeros en la sala del VAR. Le avisaron de que tendría que revisar su decisión de pitar pena máxima y con un par de repeticiones le bastó para confi rmar lo que muchos aficionados si habían apreciado en vivo. La bota de Davinson saca el balón antes de que caiga Mané, así que no había penalti y todo seguía igual. Sin la tecnología hubiera llegado la peor noticia para Colombia, aunque no la única negativa, porque James sintió molestias nada más empezar. Aguantó media hora casi sin aparecer y dejando a Quintero todas las acciones a pelota parada. No es que Juanfer le haya quitado los galones, es que el «10» no podía seguir y era el momento para el estreno de Muriel. El sevillista entró en la misma posición de mediapunta en la que estaba Rodríguez, pero donde pudo por fi n aparecer fue como delantero junto a Falcao cuando Pekerman movió sus fi chas en la segunda parte. Había que buscar un modo de sacar el balón, algo imposible hasta entonces por la dimisión de Sánchez y Uribe y las dificultades de Quintero para tocar con libertad. Senegal le dejaba esa responsabilidad a los centrales enemigos y el resultado era un cortocircuito en el centro del campo y el total aislamiento de Falcao. El oxígeno vino primero del otro partido del grupo. Polonia estaba derrotando a Japón, lo que hacía que el empate en Samara clasificara en ese instante a cafeteros y africanos. El gol polaco coincidió con los mejores minutos de los de Pekerman, que encontraron el primer puesto del grupo en la cabeza de Mina. El futbolista culé ha sido de los mejores en las dos victorias de su selección y es famoso por ser de los más bailarines de un grupo que se mueve a su ritmo en el vestuario y sobre el césped.

Ficha técnica

Senegal: K.N'Diaye; Gassama, Sané, Koulibaly, Sabaly (Wague, min.74); Kouyaté, Gueye, Sarr, Mané; Baldé (Konate, min.80) y Niang (Sakho, min.86).

Colombia: Ospina; Arias, Yerry Mina, D.Sánchez, Mojica; C.Sánchez, Uribe (Lerma, min.83); Cuadrado, Quintero, James (Muriel, min.31); y Falcao (Borja, min.89).

Goles:

0 - 1, min.74, Yerry Mina.

Árbitro: Milorad Mazic (SRB). Amonestó a Niang (min.51) por parte de Senegal y a Mojica (min.45) por parte de Colombia.

Estadio: Samara Arena. 41.970 espectadores.