Marcelo tiene la llave

Marcó el gol de la victoria frente al Valencia. Ha estado en todos los partidos desde el 2 de abril y sólo Kroos ha dado más asistencias que él. Mañana juega y también lo hará Isco

Marcó el gol de la victoria frente al Valencia. Ha estado en todos los partidos desde el 2 de abril y sólo Kroos ha dado más asistencias que él. Mañana juega y también lo hará Isco.

Cuando Parejo mete el gol del empate lo primero que hace Cavajal, en vez de lamentarse, es ir a la portería a recoger la pelota. La tiene un jugador del Valencia. Carvajal se la pide para sacar lo más rápido posible, porque como el resto del equipo, como todo el Bernabéu, sabía que aún había tiempo para todo. Y lo consiguió el Madrid. Desde ese minuto del gol rival hasta el final del partido, Marcelo no volvió a pisar el área blanca: había que ganar y había que ir al ataque y en un sistema como el del Real Madrid, los laterales son los jugadores que más desequilibran al rival.

El mejor atacante

Y en el mundo no hay lateral como el brasileño. Es defensa, es lateral, pero es el tercer jugador del equipo que más regates hace, sólo superado por Isco y por Ronaldo. Después de Kroos es el que más pases de gol ha dado y también tras el alemán es el futbolista blanco que más balones ha puesto en el área rival. Y a diferencia de Kroos, no saca los córners. Es decir, que puede que Marcelo sea el futbolista más desequilibrante en la plantilla de Zidane. Sólo Isco, que va a jugar seguro, es tan decisivo como él.

Una maratón

Es tan fundamental que no hay nadie similar a él en la plantilla y Zidane no encuentra el partido para darle descanso. En estas últimas jornadas, el entrenador francés ha rotado con todos, pero no sabe cómo sustituir a Marcelo. Porque Coentrao no termina de estar y Nacho, que podía ser lateral izquierdo, tiene que jugar de central. La otra opción es Danilo, lo que ya ha hecho alguna vez, aunque es una posibilidad que Zizou sólo contempla en caso de emergencia. Desde el 2 de abril, cuando el Madrid ganó en el Bernabéu al Aláves por 3-0, Marcelo no ha faltado a ningún encuentro. Es decir, en un mes, ocho encuentros, a dos por semana, sin tiempo para respirar o recuperarse. En Gijón no empezó el partido porque Coentrao fue titular, pero el defensa portugués no tiene físico para aguantar los noventa minutos de un duelo y Marcelo tuvo que acabar jugando. Detrás de Kroos y de Ronaldo, Marcelo, con 3.429 minutos esta temporada, es el tercer futbolista que más minutos lleva. Y está claro que va a estar mañana en el derbi. Quizá el sábado, en Granada, contra un equipo que ya ha descendido, pueda descansar.

Personalidad

Es verdad que da la impresión de que no necesita descanso. Es un futbolista que quiere jugarlo todo. Cuando Ancelotti entrenaba al Real Madrid, hubo unos partidos en los que no contó con él. Marcelo se acercó al entrenador italiano y le dijo que él quería jugar siempre. Y que si eso no iba a ser así, que se lo dijese porque hablaría con el club para marcharse. Carletto sacó su mano izquierda para intentar convencerle de que eso no podía ser. Primero porque el mercado de fichajes ya estaba cerrado y después porque había dos posibles motivos por los que no contase con él: o bien porque considerase que no era el mejor o bien porque sí lo consideraba, pero no quería agotarle.