Deportes

"Me hubiera gustado contar con Rodri y Asensio"

España se estrena contra Italia en la Eurocopa sub'21. Es el primer torneo de Luis de la Fuente como seleccionador en la categoría, pero ya fue campeón de Europa sub'19 con muchos de los futbolistas que ahora tiene a sus órdenes.

Publicidad

–¿Es una ventaja haber ganado ya con estos jugadores en categorías inferiores?

–Sí. Sobre todo porque si de algo carecemos es de tiempo. Y la carencia de tiempo la suplimos con el talento de los jugadores y con el tiempo que hemos pasado juntos dilatado en los años que nos conocemos. Cuando consigues objetivos importantes, y con esta generación hemos sido campeones de Europa, te da más credibilidad al mensaje que les tratas de enviar.

–¿Cuál es el peor enemigo para la preparación? ¿La falta de tiempo o el cansancio de los jugadores a final de temporada?

–Los futbolistas han podido disfrutar de ocho o diez días de vacaciones. Cuando termina la temporada la verdadera fatiga del futbolista es mental, psicológica. El aspecto físico un chico de 21 o 22 años lo recupera en ocho o diez días, eso no me preocupa. Sí el tema psicológico y tratamos de quitarles carga, presión, simplemente que disfruten, que estén a gusto, con responsabilidad y dedicación porque no puede ser de otra manera, liberarles de esa presión tan importante que han tenido en sus clubes, esa presión mediática del día a día que desgasta mucho y que aquí intentamos que no noten tanto.

Publicidad

–¿Cómo se da la vuelta a la frustración de jugadores que no han tenido un buen final de temporada con sus clubes?

–Cuando vienen a las concentraciones siempre decimos: «señores, ahora estáis en otro club que es la selección española». Nuestro objetivo es que cuando estén con nosotros piensen única y exclusivamente en la selección y ahora lo tenemos mucho más fácil porque este objetivo de competir en un campeonato de Europa es un objetivo tremendamente ilusionante para unos futbolistas muy jóvenes que no van a tener otra oportunidad de vivir esta experiencia. Ahora hay que pensar que lo bueno está por llegar y que hay algo muy bueno por conseguir que es no sólo ser campeones de Europa sino que tenemos la posibilidad de clasificarnos para unos Juegos Olímpicos.

Publicidad

–¿El objetivo es clasificarse para los Juegos o piensan solamente en el título?

–Nuestro primer objetivo es lo más inmediato que es competir al máximo por ser campeones de Europa. Ése es el objetivo prioritario. Y si tenemos opciones de clasificarnos para los Juegos Olímpicos es porque nos habríamos clasificado para semifinales. Entonces el objetivo que marcamos es el de ser campeones de Europa.

–Durante la temporada ¿le han preocupado los pocos minutos que jugaba Vallejo?

–Me preocupa siempre que no jueguen los jugadores que son seleccionables. Pero les conozco tan bien y saben lo que yo les pido y lo que quiero de ellos, sé que no me han defraudado nunca y sé cómo entrenan y cuando vienen con nosotros, me remito a las pruebas, compiten como si lleváramos jugando toda la temporada. En algunos casos puede ser hasta beneficioso porque van a llegar muy frescos y seguramente el pico de forma más alto que tengan esta temporada sea en el Campeonato de Europa y eso a nosotros nos viene muy bien.

–¿Su inactividad le ha hecho dudar sobre su convocatoria?

–Cuando haces una selección de 23 jugadores hay que valorar muchos aspectos. Aspectos futbolísticos, pero también aspectos psicológicos y de ascendencia en el grupo. Y Jesús es un jugador muy importante, muy fiable, muy querido por todos, por los compañeros y por todos nosotros. Y muy solvente. Cuando ha salido a jugar y ha tenido que participar no se le ha notado su mayor o menor participación en su club. Sé que es un chico que trabaja y entrena bien y al cien por cien de sus posibilidades. No he tenido duda.

Publicidad

–¿Le hubiera gustado contar con más jugadores de la absoluta?

–Es que son los que son. En los casos de Rodri y de Marco [Asensio] los aprecio tanto y tengo tanta confianza en ellos que cuando nos plantean su situación no hay más que hablar. Me hubiera gustado contar con ellos, evidentemente. Pero entiendo y respeto su situación. Un futbolista tiene que estar total y absolutamente seguro de que va a poder rendir al límite de sus posibilidades. Ellos seguro que en su fuero interno querían estar, pero por las circunstancias no estaban convencidos. Y a mí eso también me parece un ejercicio de honestidad y de honradez. Y prefiero eso a que hubieran venido por compromiso y no hubieran estado pensando en lo único importante en este momento que es intentar competir por ser campeones.