Soria asesorará a empresas sólo diez meses después de dejar el Gobierno

El ex titular de Industria ha cobrado 41.803 euros como indemnización

El ex ministro José Manuel Soria

El ex titular de Industria ha cobrado 41.803 euros como indemnización

Tras su abrupta salida del Gobierno, por su vinculación a los «Papeles de Panamá», y después de que el pasado verano se truncara su designación como director ejecutivo del Banco Mundial, el ex ministro de Industria, José Manuel Soria, ha montado una consultoría para asesorar a empresas en su expansión en España y el extranjero. La sociedad, fundada el pasado 1 de febrero, según consta en los datos del registro mercantil, tiene un capital social de 3.000 euros y su finalidad es el «asesoramiento y consultoría para la expansión nacional e internacional de empresas, facilitando soluciones comerciales, financieras, jurídicas, técnicas y fiscales a tales efectos, incluyendo la realización de estudios de mercados». Soria figura como administrador único de la sociedad de responsabilidad limitada Sorben Partners y tiene su sede en Las Palmas de Gran Canaria. El nombre elegido para la compañía está formado por la unión de los apellidos del ex ministro y de su esposa, Carmen Benítez, según Ep.

El regreso de Soria a la actividad profesional después de abandonar hace diez meses el Gobierno le obliga a dejar de percibir la indemnización como ex ministro. Los miembros del Gobierno, los secretarios de Estado, el fiscal general del Estado, los máximos responsables de los organismos reguladores y el jefe y secretario general de la Casa de S. M. el Rey tienen derecho a recibir una pensión indemnizatoria tras el abandono del cargo equivalente al 80% de su retribución anual durante, como máximo, los dos años siguientes al cese. Esta compensación se abona mensualmente.

Sin embargo, desde 2012, la compensación es incompatible con cualquier otra retribución derivada de actividades públicas o privadas por lo que Soria ha tenido que notificar su renuncia a seguir cobrando los 4.644,78 euros mensuales que recibía desde el 1 de mayo de 2016. Su cese efectivo se produjo el 15 de abril de ese año por no ofrecer las explicaciones pertinentes sobre su presencia en sociedades radicadas en paraísos fiscales. La puntilla fue su incapacidad para aclarar que su nombre apareciera en una empresa de su hermano en el paraíso fiscal de Jersey, una de las islas de soberanía británica en el Canal de la Mancha. Soria justificó en su desmemoria los errores cometidos al tratar de explicar su implicación en los «Papeles de Panamá» por tratarse de hechos ocurridos veinte años atrás.

Según los datos recogidos en el Portal de la Trasparencia, Soria ha cobrado hasta el pasado 31 de enero 41.803,02 euros como compensación.