El Ayuntamiento de Bilbao declara cuatro días de luto por la muerte de Azkuna

Un crespón negro en un tapiz del Ayuntamiento de Bilbao en señal de luto por el fallecimiento ayer de Iñaki Azkuna

El Ayuntamiento de Bilbao ha declarado cuatro días de luto, entre hoy y el próximo lunes, por el fallecimiento del alcalde de la villa, Iñaki Azkuna. Los días de luto han sido acordados por la junta de portavoces municipal, en la que están representados el PNV -dirige el gobierno local-, PP, EH Bildu y el PSE-EE, según se ha dado a conocer en un pleno extraordinario celebrado este mediodía por la corporación.

Además, la junta de portavoces municipal ha acordado transmitir la "más sentida condolencia"del pleno por la "irreparable"pérdida de Azkuna y hacer llegar su pesar a los familiares del que fuera alcalde durante casi 15 años de la capital vizcaína.

Ha decidido también colocar pendones con crespón en la casa consistorial y situar las banderas a media hasta en los edificios municipales.

Convocar a los ciudadanos al funeral por Azkuna, que tendrá lugar el próximo lunes al mediodía, y suspender todos los actos en el ayuntamiento durante los días de luto han sido otras de las decisiones de los portavoces municipales.

La junta ha resuelto también solicitar a la junta electoral la credencial correspondiente para el candidato que sustituirá a Azkuna como edil del PNV.

Tras comunicar al pleno municipal estos acuerdos de la junta de portavoces, el alcalde en funciones y primer teniente de alcalde, Ibon Areso, ha destacado que se trata de "un momento especial y doloroso para todos"puesto que ha fallecido "el líder de nuestra ciudad, pero también un amigo".

Areso, el único representante político que ha intervenido en el pleno, ha enviado un "abrazo muy fuerte"al hijo de Azkuna, Alex, y al resto de la familia del regidor.

"Tu aita ha sido una persona irrepetible y compartimos tu dolor. Para nosotros, tampoco será ya todo igual", ha expresado Areso al hijo de Azkuna.

El alcalde de Bilbao quiso enviar un último mensaje público antes de fallecer: "Gracias a todos por haberme ayudado y soportado. Habéis sido estupendos", ha recordado Areso.

Ha destacado que el alcalde era "un apasionado de Bilbao, ciudad a la que amaba y de la que disfrutaba"y ha puesto de relieve las numerosas muestras de cariño expresadas por los vecinos de la capital vizcaína durante la enfermedad de Azkuna.

"Nos paraban por la calle a los concejales numerosas personas para preguntarnos por su salud", ha señalado.

Ha resaltado el valor de la "pluralidad"política que defendía Azkuna, le ha ensalzado como el "gran representante"de Bilbao en el ámbito internacional y ha subrayado su carácter "abierto y liberal".

"Nos inculcó el valor de la honradez, pero también el sentido común para afrontar los asuntos públicos", ha añadido Areso sobre Azkuna, fallecido a los 71 años después de un largo combate contra el cáncer de próstata que se le detectó en 2003.

Ha resaltado también que el alcalde de Bilbao era "intransigente con la violencia y con la falta de respeto a los principios democráticos".

Además de "cuidadoso y responsable con el dinero público", Iñaki Azkuna era un hombre de "consensos"y de "complicidad"con las demás administraciones", ha agregado.

"Un gran político en el mejor sentido de la palabra", ha subrayado Areso, quien ha destacado que los ediles harán todo su esfuerzo para "no defraudar"a Azkuna.

Al pleno, en el que casi todos los ediles han vestido de luto y algunos de ellos -especialmente del PNV- se encontraban visiblemente emocionados, han asistido el presidente del PNV, Andoni Ortuzar, entre otros representantes de este partido.

También ha acudido la exconcejala de Ezker Batua Julia Madrazo, cuyo partido gobernó dos legislaturas en coalición con el PNV en el ayuntamiento bilbaíno.