El sector errejonista se planta frente a Iglesias: no quieren a IU dentro de Podemos

La división en Podemos respecto a la integración o no de IU en el partido ha sido tema de debate entre los diputados de ambos partidos, desde ayer, tanto en los medios, los pasillos del Congreso como en las redes sociales.

La división en Podemos respecto a la integración o no de IU en el partido ha sido tema de debate entre los diputados de ambos partidos, desde ayer, tanto en los medios, los pasillos del Congreso como en las redes sociales.

Después de que ayer, tanto el líder de Podemos, Pablo Iglesias, -apostará por construir la confluencia con IU «desde abajo» y su secretario de Organización, Pablo Echenique, abogara por «fortalecer» la alianza, tras una intensa reflexión en el próximo Vistalegre II, hoy el secretario político de Podemos y número dos de Iglesias, Íñigo Errejón, se mostró rotundamente en contra de dar un paso más en la relación entre ambas formaciones. Para éste, hay iniciativas que sí se deben desarrollar d forma conjunta con otras fuerzas políticas «hermanas», aunque reconoce que «hay tareas fundamentales de futuro que las tiene que emprender Podemos», informa Efe.

El debate entre los líderes más mediáticos está servido, y no son pocos los defensores y detractores que han vertido en Twitter sus opiniones respecto a la hipotética integración. Por parte de Izquierda Unida, la vieja guardia, ha encabezado las criticas. El ex coordinador general de IU, Gaspar Llamazares, explicó en Twitter que «una cosa es superar IU con más y otra sumergir IU en Podemos. Lo primero multiplica y lo segundo divide». Además, también compartió en la red que en su opinión, «Un millón de votos no son nada. En vez de ir hacia una política abierta, plural e integradora, se pretende precipitar la superación de IU.

Una cosa es superar IU con más y otra sumergir IU en Podemos. Lo primero multiplica y lo segundo divide.

Mientras, el sector errejonista de Podemos hace hincapié en la independencia del partido y rechaza una unión con la fuerza de izquierdas. Uno de ellos, el responsable del discurso en Podemos, Jorge Moruno, y uno de los dirigentes más cercanos a Errejón, explicó en Twitter que «Las fuerzas del cambio deben compartir espacios pero Podemos no puede disolverse en una suma de siglas y organizaciones, sino en la sociedad».

Las fuerzas del cambio deben compartir espacios pero Podemos no puede disolverse en una suma de siglas y organizaciones, sino en la sociedad

El director del Instituto 25-M, Jorge Lago, se sumó también a las criticas en un alegato a los pablistas: «Podemos fue la fórmula (la hipótesis, la apuesta, el ensayo) que permitió articular un profundo descontento social en términos políticos radicalmente democráticos», expuso. Según éste, está calro que «esa hipótesis o formula se arruina si Podemos se disuelve en una suma de siglas de partidos de izquierda, fórmula una y mil veces ensayada y que no ha conseguido, en las últimas tres décadas, los tres desafíos ante los que nos encontramos: frenar el avance del neoliberalismo, superar la impotencia socialdemócrata, cortar el paso a las derivas xenófobas y reaccionarias a ambos lados del Atlántico".

La responsable estatal de Igualdad y diputada en la Asamblea de Madrid, Clara Serra, también advirtió que Podemos “rompió el tablero siendo diferente” y que “el camino no es disolver lo que nos ha hecho especiales en una vieja suma de siglas”.

Podemos rompió el tablero siendo diferente. El camino no es disolver lo que nos ha hecho especiales en una vieja suma de siglas.