Iceta y Arrimadas: Mas «arrastra» a las instituciones fuera de la legalidad

El lider del PSC, Miquel Iceta, durante una de sus intervenciones en el segundo debate de investidura en el Parlament de Cataluña, después de que el martes el 'no' de la CUP frustrara su primer intento de Artur Mas de ser investido presidente de la Generalitat.
El lider del PSC, Miquel Iceta, durante una de sus intervenciones en el segundo debate de investidura en el Parlament de Cataluña, después de que el martes el 'no' de la CUP frustrara su primer intento de Artur Mas de ser investido presidente de la Generalitat.

El líder del PSC, Miquel Iceta, ha acusado hoy al candidato a la reelección, Artur Mas (JxS), de haber "degradado"la Presidencia de la Generalitat y haberla convertido en objeto de "subasta"y "rifa", y le ha avisado de que "es hora de decir basta", porque la historia de Cataluña "no lo merece".

En el segundo debate de investidura en el Parlament, Iceta ha "apelado"a Mas no como candidato, sino como "muy honorable presidente en funciones"para "pedirle que no despliegue ninguna actuación"prevista en la resolución (independentista) suspendida por el Tribunal Constitucional (TC) ayer.

Una resolución que ha calificado del "error mas importante y grave cometido por una institución catalana desde 1977, un error temerario y altamente lesivo para los catalanes y el autogobierno".

"Nadie en ninguna circunstancia puede arrastrar a las instituciones fuera de la legalidad, por muchos diputados o ciudadanos que lo pidan. Y no puede empujar al país a la independencia con menos de 50 % de votos", ha afirmado.

Y le ha reprochado que para "mantenerse en el cargo"esté dispuesto a una "presidencia disminuida, decorativa, coral y polifónica. No queremos ver cómo se pone a subasta la Presidencia, no es objeto e rifa, no se la puede degradar o disminuir. No lo merece nuestra historia, ni los catalanes, ni usted mismo".

"Ha dividido a CiU, ha dividido a los catalanes y ahora se divide la Presidencia con otros. Es hora de decir basta. A ver si para construir un Estado, acabará destruyendo una nación", ha sentenciado el dirigente del PSC.

«Entregar Cataluña a la CUP»

La presidenta del grupo parlamentario de Ciudadanos (C'S), Inés Arrimadas, ha acusado hoy al presidente de la Generalitat en funciones, Artur Mas, de "poner en peligro"a los funcionarios catalanes, con sus "locuras"independentistas, y de "entregar Cataluña a la CUP".

En la nueva sesión del debate de investidura, antes de que al mediodía Mas se someta a una segunda votación, Arrimadas ha alertado de que el proyecto independentista provoca "inseguridad jurídica"y puede "arrastrar"hacia la "ilegalidad"a funcionarios y ciudadanos de a pie.

Con un tono mucho más agrio que en su discurso del pasado martes tras la decisión del Constitucional de suspender la declaración rupturista, Arrimadas ha advertido a Mas de que "las locuras que está haciendo son contraproducentes para los 7,5 millones de catalanes", que "lo que necesitan es un sueldo y vivir tranquilos".

Tras asegurar que Mas "ha perdido toda la legitimidad", le ha reprochado que pretenda "entregar la gobernabilidad a la CUP, a la que le gusta incumplir la legalidad, le va ese rollo".

Arrimadas ha calificado de "invento"el ofrecimiento de Mas a la CUP de someterse en septiembre, al cabo de diez meses de formar el nuevo Govern, a una cuestión de confianza: "Está sobrepasando todas las líneas rojas, esto es ya intolerable, está haciendo bueno al tripartito".

"La que está liando usted para ser presidente. Está tirando todo el bagaje de Cataluña por una ocurrencia", ha afirmado Arrimadas, según la cual antes los catalanes eran un "referente de sensatez"y, en cambio, ahora el gobierno catalán se está "cargando"esta imagen.

Mas, ha dicho la líder de C's en el Parlament, "pretende hacer una república bananera al margen de las leyes", sin hacer caso de la suspensión decretada ayer por el Tribunal Constitucional de la resolución independentista aprobada por la cámara catalana.

Por todo ello, la jefe de la oposición en Cataluña ha emplazado al president en funciones a "rectificar"y "no intentar pasar a la historia a cualquier precio".