Iglesias llama al orden a sus dirigentes para no dar alas al rival

Pide calma y responsabilidad para no regalar ciertos relatos a sus adversarios políticos.

El líder de Podemos, Pablo Iglesias
El líder de Podemos, Pablo Iglesias

El líder de Podemos ha lanzado una llamada al orden interno ante las críticas de algunos dirigentes que cuestionan la estrategia de campaña y la alianza con IU. Así, ha pedido calma y responsabilidad para no regalar ciertos relatos a sus adversarios políticos.

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha lanzado una llamada al orden interno ante las críticas de algunos dirigentes que cuestionan tanto la estrategia de campaña del partido como la alianza con IU y ha pedido calma y responsabilidad para no regalar ciertos relatos a sus adversarios políticos.

De esta forma, respondía Iglesias en La Sexta al ser preguntado por las críticas del cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero a la campaña electoral dirigida por Íñigo Errejón o a las declaraciones de la vicepresidenta valenciana, Mónica Oltra, asegurando que quizá no se haya entendido la unión con IU.

"Lo mismo que vale para Juan Carlos vale para Mónica y para el resto", ha dicho Iglesias al advertir de que "si alguien pensaba que la alianza de Podemos e IU no iba a funcionar, eso hay que decirlo cuando hay que decirlo y en los órganos"de Podemos y en un contexto en el que casi el 98 por ciento de las bases apoyaron el acuerdo.

"Cuando las cosas van mal es muy sencillo", "no es serio que alguno intente arrimar el ascua a su sardina a toro pasado", ha dicho tras insistir en que "los análisis en caliente y sin datos científicos que los respalden no son convenientes".

Por eso, Iglesias ha llamado a la calma y a la responsabilidad para no hacer una lectura equivocada de las causas que han llevado a que la coalición de Podemos e IU haya perdido más de un millón de votos en las elecciones.

"Prudencia, mesura, y templanza"es lo que ha pedido el secretario general de Podemos para "asumir la tarea histórica que les corresponde y ha confirmado que "más tarde o temprano"tendrá que convocarse otra Asamblea Ciudadana para "discutir todas las cosas".

Ha reiterado que no están satisfechos con los resultados, que no se han cumplido las expectativas y que las empresas responsables de las encuestas que vaticinaron el 'sorpasso' al PSOE han perdido toda la credibilidad.

Aunque ha indicado que los resultados hay que asumirlos y "son los que son, también ha insistido en que las reflexiones y la autocrítica no se deben iniciar en caliente, por lo que ahora Podemos iniciará un proceso de reflexión pausado para detectar qué cosas ha podido hacer mal y poder hacerlas mejor.

En cualquier caso, ha negado sentirse enjaulado durante la campaña -como sugirió Monedero- y ha asegurado que está muy satisfecho con la actuación de Podemos, la alianza con IU y la campaña, en la que se han "dejado la piel".

"Ahora toca parar el balón, levantar la cabeza, analizar con calma y recordar que tenemos más de cinco millones de votos y tenemos que trabajar para defender a la gente", ha enfatizado.

En ese sentido, ha argumentado que en Podemos han aprendido a endurecerse y "madurar a base de golpes". "Nadie se ha llevado tantas hostias como nosotros", ha afirmado para explicar que eso les ha hecho aprender a resistir y que su llegada al Gobierno es "cuestión de tiempo".