La debacle de los ayuntamientos del cambio: sólo sobreviven Barcelona y Cádiz

Los denominados ayuntamientos del cambio, gobernados por candidaturas de confluencias próximas a Podemos, han confirmado este sábado el revés sufrido en las elecciones del 26 de mayo y sólo dos, Barcelona y Cádiz, han logrado revalidar las alcaldía

Los denominados ayuntamientos del cambio, gobernados por candidaturas de confluencias próximas a Podemos, han confirmado este sábado el revés sufrido en las elecciones del 26 de mayo y sólo dos, Barcelona y Cádiz, han logrado revalidar las alcaldías para los próximos cuatro años.

Las confluencias pierden Madrid, el ayuntamiento más representativo, gobernado por Manuela Carmena desde 2015 y que ahora vuelve al PP, tras cerrar un pacto los populares con Cs y Vox, y en Zaragoza los populares también recuperan la alcaldía, que lideraba Pedro Santisteve (Zaragoza En Común), tras un pacto idéntico del tripartito de centro derecha.

Además, las confluencias se quedan sin tres emblemáticos ayuntamientos gallegos: el de Santiago de Compostela, capital de la comunidad, gobernado este último mandato por Compostela Aberta; el de A Coruña, que estaba en manos de Marea Atlántica, y Ferrol, bajo la marca Ferrol en Común.

En Valencia, Joan Ribó (Compromís) repite mandato pero con apoyo de PSPV. Podemos desaparece del consistorio valenciano y entra Vox.