La Ertzaintza detiene al preso de Eta Ibon Iparaguirre en Vizcaya

La Ertzaintza ha detenido en la localidad vizcaína de Gizaburuaga al etarra Ibón Iparagirre por orden de la Audiencia Nacional para cumplir su condena pendiente, han informado fuentes de la policía vasca. Iparagirre tiene pendiente una condena de 299 años impuesta por la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional por la explosión de un coche-bomba en la comisaría de la Ertzaintza de Ondarroa en septiembre de 2008.

Tras ser ratificada la condena por el Supremo, ha sido arrestado en su domicilio en Gizaburuaga, localidad cercana a Lekeitio, informa el colectivo de apoyo de familiares de presos de ETA Etxerat en un comunicado.

Ibon Iparragirre, que ya había sido condenado anteriormente por otros delitos, como la colocación de un artefacto explosivo en la sede del PSE de Elgoibar, estaba en prisión atenuada debido a su estado de salud.

Según Etxerat, la situación médica de Iparragirre "no ha variado"y "sigue gravemente enfermo", por lo que exige su liberación.