Puig asegura que en Cataluña "no hay riesgo de deslocalización"

El conseller de Empresa y Empleo, Felip Puig, ha asegurado hoy que en Cataluña "no hay riesgo de deslocalización"y que la comunidad mantiene su capacidad de atracción de inversiones extranjeras.

Puig ha añadido que Cataluña fue el pasado año la región continental europea que más inversión extranjera recibió, mientras que en el primer semestre de este año se ha situado como la segunda.

Así lo ha manifestado el conseller ante los empresarios que han asistido al acto de entrega de los premios de la patronal Foment, al que también han acudido la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y la delegada del Ejecutivo en Cataluña, María de los Llanos de Luna, entre otras autoridades.

Puig ha querido mandar un mensaje de tranquilidad al empresariado después de que el presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos en España, Jaume Malet, advirtiera esta semana que existe una preocupación "muy grande"por parte de la inversión extranjera por la independencia de Cataluña y que ésta podría llevar a una "deslocalización masiva"de puestos de trabajo e inversión.

Puig ha señalado que Cataluña "intenta preservar su personalidad"y se identifica como "una nación con el valor de la convivencia"y que pacífica y democráticamente defiende "nuevos modelos de gestión y estructuras de estado".

Sobre la actual situación económica, el conseller ha explicado que la economía tiende a la estabilización, después de más de seis años de profunda crisis.

En este contexto, la apuesta por la creación de valor, la internacionalización, el emprendimiento, la innovación, la eficiencia y la sostenibilidad se convierten en factores clave para avanzar en un mundo cada vez más competitivo.

Puig ha subrayado que el Govern apuesta decididamente por la industria como centro de esta reactivación económica y como generadora de empleo y ha defendido que Cataluña es hoy "una plataforma excepcional para acceder al mundo".

Este año, Fomentdel Treball ha otorgado la Medalla de Honor al Empresario del Año al presidente de Telefónica, César Alierta, y ha distinguido la trayectoria empresarial del presidente y consejero delegado de Bodegas Torres, Miguel A. Torres.

La patronal también ha concedido la Medalla de Honor a título póstumo a Jordi Comas y ha reconocido con los Premios Carles Ferrer Salat a las empresas Lucta, Taurus Group, Nestlé y al empresario Xavier Badia (Curtidos Badia).