La carta del BCE y la presión de Merkel y Sarkozy

El Partido Popular da por hecho que el Banco Central Europeo (BCE) envió una carta al Gobierno socialista con las medidas de ajuste que debería tomar España. Por eso, Rajoy preguntó hasta en dos ocasiones durante el turno de réplica al presidente del Gobierno por qué no ha hecho pública esa misiva como ocurrió en Italia.

 
 

Y es que, cuando el BCE compró deuda a Italia, el Gobierno de Berlusconi reconoció que desde Europa le había remitido una carta en la que le ponía algunas condiciones para la comprar de esa deuda. Entre ellas, destacaba que debía acelerar las reformas, iniciar la liberalización del mercado empresarial o realizar varias reformas laborales. Dado que España, junto con Italia entra dentro del paquete de compra de deuda por parte del BCE, los populares consideran que esa misiva existe, o por lo menos tienen la «sospecha fundada». Además, ayer Zapatero dio la callada por respuesta. Desde el PP quieren conocer el contenido de las condiciones que desde Europa se le ha impuesto a España. Unas condiciones que se acercaría a un «rescate indirecto» por parte del BCE a cambio de ayudarle con la compra de deuda.