La Comunidad tranquila porque «se ha actuado con firmeza en el ajuste fiscal»

El portavoz regional asegura que el CPFF dará el visto bueno al plan de reequilibrio

MURCIA- La Comunidad Autónoma ha negado durante estos días cualquier tipo de paralelismo entre la Región de Murcia y Asturias, esta última al filo de la intervención por parte del Ministerio de Hacienda. Y es que el Ejecutivo murciano asegura que su plan de reequilibrio presupuestario obtendrán el visto bueno mañana en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF). Un trámite imprescindible para que la Comunidad lleve a cabo el plan de pagos a proveedores, al tiempo que será el último paso antes de reajustar las partidas concretas del Presupuesto regional que se van a ver afectadas por la reducción de 404 millones de euros, como aprobó hace aproximadamente un mes el Gobierno murciano.

De esta manera, el portavoz del Ejecutivo regional, José Ballesta, aseveró que «hay un Gobierno consolidado que ha adoptado una serie de decisiones valientes, complicadas y que está decididamente convencido de llevarlas a cabo». Asimismo, el responsable autonómico afirmó ayer que desde la Consejería de Economía y Hacienda «se mantiene la absoluta tranquilidad, ya que se ha actuado con mucha firmeza en este ajuste fiscal». No obstante, Ballesta, al ser preguntado sobre la posible intervención de Murcia, lamentó que «en momentos en los que cunde la preocupación, parece ser que la impaciencia es dar malas noticias», por lo que pidió esperar a la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera «ya que el tiempo dará y quitará razones». En este sentido, el portavoz regional subrayó que Murcia «se está ajustando para crecer y no es el ajuste por el ajuste, ya que el objetivo final es generar empleo y riqueza en la Región».

Al hilo, recordó que el Centro de Estudios del BBVA anticipó el fin de semana pasado que la Comunidad de Murcia cumplirá con el objetivo de déficit y que quedará en el límite, fijado en el 1,5 por ciento, «será una de las pocas comunidades que cumplan el objetivo de déficit a final de año, no así una gran mayoría de otras regiones españolas». Y es que, el importe total del ajuste realizado por el Gobierno regional asciende a 623 millones de euros, una cantidad que el BBVA estima suficiente, junto a las reformas en Sanidad y Educación del Gobierno central.

Por el contrario, fueron varias las comunidades autónomas que a día de ayer aún no habían hecho públicos sus planes de recorte para este ejercicio, como fue el caso de Andalucía y Cataluña. En lo referente a números absolutos, los mayores recortes conocidos hasta el momento para este año son los de Andalucía (2.700 millones), Comunidad Valenciana (2.260), Canarias (800), seguida de la Región de Murcia.

No obstante, hasta mañana, cuando se celebre el CPFF, no sabremos si Murcia será una de las comunidades a las que el Ministerio de Hacienda pida más medidas para evitar las sanciones que incluye la Ley de Estabilidad Presupuestaria y, en último término, la intervención.


La Región y Cofides fomentan la apertura de empresas murcianas a nuevos mercados
El consejero de Universidades, Empresa e Investigación, José Ballesta, suscribió ayer un convenio de colaboración con la Compañía Española de Financiación del Desarrollo (Cofides), representada por su presidente, Salvador Marín, en virtud del cual se garantiza que «ni un solo proyecto de inversión de Murcia en el exterior se quede sin financiación». Así lo manifestó tanto Ballesta como Marín, que dejaron claro, que el objetivo es «promover y difundir entre las empresas murcianas los apoyos con los que cuentan para su salida a mercados extranjeros». Según recalcó el consejero murciano, se garantiza que ningún empresario que quiera invertir en el exterior «pueda fracasar por falta de financiación». De manera que, a través de este convenio, se establece «un importante cauce para el fortalecimiento de la competitividad del tejido empresarial de la Región».