«Los chicos están bien»: Y las chicas mejor

Director: Lisa Chodolenko. Intérpretes: Annette Bening, Julianne Moore, Mark Ruffalo, Mia Wasikowska. EE UU, 2010. Duración: 8 minutos. Comedia dramática.

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

La gran trampa que nos tiende el filme es también el secreto de su éxito: presentar un matrimonio de lesbianas (magníficas Benning y Moore) con hijos como si fuera un matrimonio heterosexual. Es decir, que sus dos protagonistas sean gays es casi una licencia dramática que se toma Lisa Cholodenko para que esta comedia conecte con mayor naturalidad con todo tipo de público; público que, además, se sentirá muy agradecido por tener los mismos problemas que la pareja protagonista, independientemente de su condición sexual. En este ejercicio de homogeneización de la mirada, tan distinta a la de su militante ópera prima «High Art», Chodolenko da argumentos para que la comunidad gay la acuse de haberse vendido a Hollywood: el primero y más importante, la aparición del padre biológico (estupendo Ruffalo) de los hijos del matrimonio, que pone patas arriba la rutina de la pareja. Los atractivos del sexo masculino dan pie a una lectura contradictoria, aunque sirven como catalizador de su lado más humorístico, que examina con destreza los cambios operados en el estereotipo sexual de este siglo XXI.