Tania llasera reivindica a las rellenitas

Quienes luchan contra el sobrepeso deben saber que Tania Llasera exorciza en Twitter su propio miedo a la báscula, que a veces vence sucumbiendo al chocolate. «#Noanocomer», repite como un mantra dietético.

 
 

«Hay mañanas en las q no quiero verme reflejada, vaqueros q no atan y michelines y celulitis. Soy normal y muchas veces estoy FEA!», confiesa en su cuenta, que últimamente se ha convertido en una especie de terapia de grupo sobre esos kilitos de más post estivales. «Yo aprendí a comer hace 5 años, antes comía sin ton ni son, comía emocionalmente, por saciar emociones», responde a las inquitudes de @CSiura. «Perdí 15 kilos comiendo solo hasta saciarme, solo con hambre. Sin pan ni fritos», es su truco. @taniallasera se cuida y se mide para llevar cierto control («Acabo de medirme entera: 70 de cintura, 87 cm de pecho, 47 de espalda, 48 cm de cadera a rodilla, 33 de cuello, nariz casi 5!»), pero reivindica el placer de comer, especialmente chocolate («After-eights, nestlé clásico, twix, negro con naranja, crunch, milka nougat, según el momento»), y las mujeres rotundas: «Yo digo ‘‘curvas'', hablo de mujeres de verdad, no palos andantes... de mujeres de bandera y con carne para agarrar, no de obesas». «Además vuelven las rellenitas... y si no q se lo digan a Vogue italia!!», remata. Pues no viene mal saberlo.


Pío Pío
@taniallasera: «Hay mañanas en las q no quiero verme reflejada, vaqueros q no atan y michelines y celulitis. Soy normal y muchas veces estoy FEA!».