Obama y Romney cancelan actos de campaña por la llegada del huracán

La llegada del huracán "Sandy", que se espera el lunes, a la costa noreste de Estados Unidos obligó tanto al presidente Barack Obama como a su rival republicano, Mitt Romney, a suspender actos de campaña y reorganizar la agenda electoral.

Romney decidió cancelar todos los actos que tenía previstos hoy en Virginia y dirigirá sus últimos esfuerzos antes de las elecciones del 6 de noviembre al estado de Ohio, donde las encuestas le dan una ligera desventaja.

Obama tampoco pedirá voto en Virginia el lunes por la noche y ha cancelado un evento el martes en Colorado, otro de los estados en los que deshacer el empate técnico de las encuestas será clave para decidir quién será el nuevo presidente de Estados Unidos.

La campaña del presidente demócrata aún mantiene otro acto en Wisconsin el martes, aunque el mandatario sigue de cerca la evolución del huracán y podría cancelar definitivamente también ese mitin.

El huracán "Sandy", que se espera que impacte con fuerza el lunes y martes en la costa noreste estadounidense, en estados como Virginia, Maryland, Nueva Jersey y Nueva York, ha dado al traste con los planes de intensificar la campaña en los últimos días en los estados decisivos de estas elecciones, los que aún no se inclinan claramente por uno u otro candidato.

El presidente visitará hoy la sede de la Agencia Federal de Gestión de Emergencia (FEMA, por sus siglas en inglés), desde donde se coordina la preparación ante la llegada de fuertes vientos y lluvias, que podrían provocar inundaciones y cortes de luz en una zona densamente poblada.

En la tarde, Obama viajará a Orlando (Florida), donde tiene previsto un evento de campaña con el expresidente Bill Clinton el lunes y seguirá posteriormente a Ohio, otro de los estados clave.
Posteriormente, el presidente "volverá a la Casa Blanca para continuar pendiente del huracán "Sandy"durante el martes, cuando se espera el mayor impacto de la tormenta.