Tomás Villanueva reitera el compromiso de la Junta de salvar el sector del carbón

El consejero apuesta para que en 2018 no haya que devolver las ayudas a la UE

El consejero de Economía Tomás Villanueva con el representante de Red Eléctrica, Rafael de Dios
El consejero de Economía Tomás Villanueva con el representante de Red Eléctrica, Rafael de Dios

LEÓN- El consejero de Economía y Empleo, Tomás Villanueva, volvió a reiterar, está vez en la capital leonesa, el compromiso de la Junta de Castilla y León de defender los intereses del sector del carbón en la Comunidad. «Es vital para la Región y forma parte de un sector energético muy importante que se está moviendo en los últimos años en una incertidumbre jurídica que ha llevado a la práctica paralización de la actividad y el desarrollo industrial que estaba teniendo», dijo, a la vez que añadió que el objetivo no es sólo solicitar que haya ayudas europeas más allá de 2019, sino que «al llegar ese momento, no haya que devolverlas».
Villanueva destacó la intención de trabajar para «recuperar el concepto de reserva estratégica, de garantía de suministro y abastecimiento» del carbón y aseguró que su intención es colaborar con otras comunidades autónomas para «dar un giro a la decisión del Consejo Europeo», que aseguró que es «un error basado en la dejadez y en la falta de trabajo y que puede llevar al cierre del sector minero», algo que indicó que «el Gobierno de la Comunidad autónoma no desea».
De esta manera, el consejero de Economía apuntaba que «habrá que sentar las bases para ver si es posible cambiar una decisión que pudo tener otro sentido, otra orientación y que, lamentablemente, por dejadez, se dejó en unas condiciones que prácticamente hace inviables a las empresas del sector de la minería». Del mismo modo apuntó que la Junta está interesada «en el desarrollo del carbón limpio, en el almacenamiento y la captación de CO2 y que por lo tanto, pedirán al Gobierno de España que apoye las iniciativas encaminadas a conseguir esto por ser las que «van a marcar el futuro del carbón».
Además, destacó que en los próximos años se preve, «suponiendo que mejore la economía», que se produzca un incremento en el consumo y que éste, sea más eficiente, aumentando también «los usos eéctricos» que permitirán «reducir nuestra dependencia energética de otros productos».
Respecto a la energía eólica, Villanueva adelantó que la Junta tiene «objetivos ambiciosos», pero «posibles» e indicó que el reto es duplicar la producción de 5.000 megavatios actuales.