Yo me lo guiso

La Razón
La RazónLa Razón

Félix Palomo la pareja de Maru Menéndez, portavoz del PSOE en la Asamblea de Madrid, ha sido condenado a aceptar la sanción impuesta por la Comunidad de Madrid por su doble actividad, una como liberado sindical de UGT y otra como gestor de cooperativas de viviendas. Palomo era Coordinador del Plan de Vivienda Joven y el caso surgió por las denuncias de varios cooperativistas de Vallecas por cobro de sobreprecios en la venta de los pisos, todo un dechado de transparencia la de UGT. Parece que en este caso la zorra estaba cuidando las gallinas. De todas maneras si alguien se mete en aguas pantanosas, sin duda es mejor ser del PSOE, te garantiza la indiferencia de la fiscalía anticorrupción. Habría que ver, que hubiera dicho la señora Menéndez si alguien del PP se dedicase a vender pisos con supuestos pagos bajo cuerda. En fin, en este caso, «todo» queda en casa.