La Comunidad exige al Gobierno que aclare su postura sobre el Plan del Tajo

El Ministerio de Medio Ambiente silencia mientras que La Mancha desvela algunas aspectos que afectan a la Región.

La consejera Reverte señaló que el trasvase desde el Tajo Medio es «una opción más a analizar»
La consejera Reverte señaló que el trasvase desde el Tajo Medio es «una opción más a analizar»

MUrcia- Anclado en el silencio, el Gobierno central presencia impasible el cruce de declaraciones y acusaciones entre dos comunidades por el agua, hace unos meses por el Estatuto castellanomanchego y ahora con el Plan hidrológico de la cuenca del Tajo. El único que, de momento, desvela algo de ese plan es el presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, claro está porque es favorable a los intereses de su autonomía, mientras que la Región pide explicaciones al Ejecutivo central.La portavoz del Gobierno regional, María Pedro Reverte, exigió ayer a Rodríguez Zapatero «que aclare si es cierto o no» que el Plan de cuenca incluirá un caudal ecológico en Aranjuez, Talavera de la Reina y Toledo y una «lámina estable» de agua en la cabecera del Tajo, y si descarta un trasvase desde el Tajo Medio, tal y como anunció Barreda, quien aseguró que el Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino (MARM) dio luz verde a estas tres cuestiones.Reverte explicó tras la reunión del Consejo de Gobierno que la lámina de agua ya está fijada en 240 hectómetros cúbicos y señaló que fijar un caudal ecológico significa «agua menos contaminada, más limpia». Sobre ello, añadió que el río Tajo a su paso por Aranjuez y Toledo presenta «un aspecto penoso» como consecuencia de «la dejación del Gobierno de Castilla-La Mancha en cuanto a depuración de agua, con menos del cinco por ciento frente al 87 por ciento de la Región». Respecto al Tajo Medio, la portavoz del Gobierno autonómico manifestó que es «una opción más a analizar con el objetivo de enviar agua de donde sobre a donde falta».Reverte criticó al Gobierno central por «seguir callado» cuando es el único que tiene las competencias en esta cuestión. Asimismo, el portavoz del PP de la Región, José Antonio Ruiz Vivo, reclamó a la ministra Elena Espinosa que «hable de una vez y se pronuncie sobre el Plan del Tajo, el Tajo Medio y la división de la Confederación Hidrográfica del Segura».Ruiz Vivo indicó que el Gobierno castellanomanchego vuelve «a las andadas en contra de los legítimos intereses de los murcianos y el suministro de agua al Segura, después de un Estatuto lesivo y que contenía artículos inconstitucionales. Para el popular, «Castilla-La Mancha no merece un presidente que no tiene sentido de Estado, que proyecta una imagen insolidaria y que oculta el destino de los 102 millones de euros que los regantes pagan por el agua del Tajo».Continuos ataques a MurciaEl Tribunal Supremo condenó en costas al Gobierno de Castilla-La Mancha por la reiteración en sus recursos en contra de todos los trasvases que el Ejecutivo central ha autorizado a la Región de Murcia.La consejera Reverte manifestó que el Ejecutivo regional está «cansado» de los «continuos ataques y amenazas de Barreda para buscar un enemigo externo que haga que sus ciudadanos no se den cuenta de los verdaderos problemas que tiene esa comunidad», a la vez que le acusó al presidente castellanomanchego de mantener «un boicot enfermizo que hace que los agricultores no puedan estar tranquilos ante la incertidumbre sobre la disponibilidad de recursos hídricos».

Aumenta la seguridad vial en La PalmaEl Consejo de Gobierno aprobó invertir 1,3 millones de euros en mejorar la seguridad vial de las carreteras RM-F35 y RM-F36, que comunican el municipio cartagenero de La Palma con San Javier y Torre Pacheco, respectivamente. Para ello, se construirán dos nuevas rotondas en estas carreteras para eliminar tramos de concentración de accidentes. Además, el Ejecutivo regional dio el visto bueno a una subvención del Ministerio de Ciencia e Investigación de 300.000 euros al Instituto Euromediterráneo del Agua para poner en marcha de la Plataforma de Investigación de Recursos Hídricos en zonas de escasez. También aprobó la nueva estructura de la Consejería de Cultura y Turismo, ya que se elimina la Dirección General de Promoción Cultural y el traspaso de sus competencias a la del Libro, Archivos y Bibliotecas, que pasa a denominarse Dirección General de Promoción de la Cultura y del Libro.