Muere una de las heridas en el siniestro de Palencia y se elevan a cinco las víctimas

Tragedia en la CL-605 que une Palencia con Guardo, con cinco víctimas
Tragedia en la CL-605 que une Palencia con Guardo, con cinco víctimas

Palencia- María Ángeles G. G., de 55 años, una de las heridas en el siniestro con tres vehículos implicados que ocurría en la noche del pasado domingo en la CL-615, carretera que une Palencia con Guardo, falleció en la mañana de ayer en el Hospital Carrión de Palencia, al no poder superar las graves heridas que padecía tras la colisión.
Esta muerte eleva a cinco los fallecidos en dicho accidente. Se trata de dos matrimonios, uno de la localidad vallisoletana de Laguna de Duero formado por Esteban V.V., de 63 años, y María Ángeles, y el otro de Valladolid capital, compuesto por José María J. E., y María Lourdes G. D., de 58 años. Las dos mujeres fallecidas eran primas. A estas horas, un joven de 23 años, J. S. S., todavía se debate entre la vida y la muerte en la UCI del Hospital palentino. Las quinta víctima es un joven de 22 años, Javier G.P., natural de la localidad palentina de Melgar de Yuso, que perdió la vida en el acto.
Un suceso que ha conmocionado a la sociedad vallisoletana, de donde eran los dos matrimonios fallecidos, por la magnitud del mismo y por cómo se produjeron los hechos. Al parecer, y según las primeras investigaciones, uno de los coches implicados, un Peugeot 407, que conducía el joven palentino fallecido circulaba en sentido Guardo cuando invadió el carril contrario y chocaba frontolateralmente contra un Volkswagen Golf primero, y contra el Renault Laguna en el que viajaban los dos matrimonios que han perdido la vida, después.