El PP reclama al Gobierno que «ayude a vivir con dignidad»

La ley de Muerte Digna anunciada por el vicepresidente primero y ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, no ha dejado indiferente a los partidos políticos, en especial al PP.

Los servicios de cuidados paliativos son muy desiguales entre las comunidades autónomas, según denuncian los especialistas
Los servicios de cuidados paliativos son muy desiguales entre las comunidades autónomas, según denuncian los especialistas

«Además de promover una ley para ayudar a morir dignamente, que se preocupe por ayudar a vivir a la gente con dignidad», dijo en una conversación informal con periodistas la portavoz del PP en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría. Tras participar en un acto con otras mujeres del partido en la campaña electoral catalana, explicó que le harán llegar ese mensaje a Rubalcaba.

El Gobierno había anunciado el viernes tras el Consejo de Ministros su intención de impulsar en los próximos cuatro meses una ley sobre cuidados paliativos y muerte digna, similar a la que ya aprobó en marzo el Parlamento de Andalucía, con el apoyo final del Partido Popular. Sin embargo, la dirigente popular ha señalado que su partido quiere, antes que nada, leer el proyecto de ley.

No obstante, varias formaciones políticas coincidieron ayer en reclamar al Gobierno que trabaje por lograr un amplio consenso para sacar adelante la ley sobre muerte digna que quiere aprobar en marzo del próximo año. El diputado popular José María Lassalle optó por la «prudencia», defendió el concepto de «dignidad» y advirtió de que el consenso «debe palparse desde el inicio de los debates».

Sobre este asunto, el diputado de CiU Jordi Jané insistió en que es un asunto que afecta directamente a las personas, por lo que los políticos deben abordarlo desde el acuerdo «y con las debidas garantías», ya que «asusta» legislar en este ámbito. Sin embargo, el socialista Eduardo Madina ha rechazado que «asuste» abordar la materia.