Europa

Eurovegas con financiación y fecha «hace juego» con la ubicación

Adelson confirma que iniciará la primera fase en diciembre de 2013. Quiere cerrar el marco normativo antes de desvelar la localización

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, junto al magnate estadounidense Sheldon Adelson al comienzo de la rueda de prensa
El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, junto al magnate estadounidense Sheldon Adelson al comienzo de la rueda de prensa

Madrid- Míster Adelson aterrizó ayer en la Puerta del Sol junto a su equipo con la intención de dar un impulso definitivo a Eurovegas. En su primer encuentro con Ignacio González desde que éste asumiera la presidencia de la Comunidad, se esperaba con ansiedad que el magnate de Nevada desvelara las tres dudas que rodean al proyecto: cómo, cuándo y dónde se pondrá en marcha. Las dos primeras cuestiones quedaron en un principio resueltas. La incógnita sobre su ubicación, sin embargo, seguirá en el aire algunas semanas más.

La reunión-almuerzo, en la que degustaron tortilla española y aceitunas, se prolongó durante cerca de dos horas y juntó, en la mesa en la que habitualmente se celebran los consejos de Gobierno, al presidente regional y a tres de sus consejeros –Presidencia, Economía y Transportes– con la plana mayor del equipo de Las Vegas Sands: arropando al matrimonio Adelson estuvieron el director general de la compañía, Michael Leven, y su hombre de confianza en Europa, Andrew Tottenham. El presidente de Promomadrid, Jesús Sainz, el secretario del Ejecutivo regional, José Luis Martínez Almeida, y una representación de la comunidad judía, con David Hatchwell a la cabeza, completaron la instantánea del encuentro.
En la posterior comparecencia de todos ellos ante los medios, González quiso subrayar algunas de las fechas que deberán vertebrar la hoja de ruta de esta gran ciudad del ocio. Ambas partes –Comunidad y Las Vegas Sands– deberán haber negociado para principios de 2013 el «marco normativo» en función del cual se pondrá en marcha el proyecto. Asimismo, en los primeros meses del año también habrá dado comienzo la tramitación del procedimiento para elegir la ubicación final, al tiempo que Las Vegas Sands comience a decidir los edificios y el tipo de urbanización que desea. Y todo ello con el objetivo prioritario de que las obras de la primera de las tres fases proyectadas se inicien en diciembre de 2013.

El otro gran nubarrón despejado ayer, especialmente en un momento de crisis como el actual, fue el de la financiación. Tanto Adelson como su mano derecha, Michael Leven, quisieron dejar claro por encima del resto de cuestiones sobre la mesa que cuentan ya con el dinero necesario para arrancar con su sueño europeo. «Podemos garantizarles que ya tenemos el capital necesario», precisó Leven. Ante la petición de que dieran más detalles en torno a las cifras que están manejando en este momento, tanto Adelson como Leven optaron por la prudencia al encontrarse actualmente en conversaciones con los bancos. «Al contrario de lo que dice la gente, sí que están disponibles los fondos, sí que los hay. Pero ese dinero está en los bancos y cuanto más tiempo pase allí, más dividendos para los accionistas», precisó el máximo responsable de Las Vegas Sands. Pese a su reticencia a dar cifras, su llamada a la tranquilidad de ayer viene a significar que ya tienen asegurado el 30% de los 17.000 millones de euros que ellos se comprometieron a aportar desde el principio, es decir cerca de 6.000 millones. De boca de Adelson sólo salieron tres detalles más: será enorme, único en el mundo y continuación del complejo que su empresa ya ha levantado en Macao.

Resueltos los problemas del dinero y del calendario, la última duda, la de su ubicación, no fue resuelta ayer. Preguntado en torno a por qué se resiste a anunciar públicamente el enclave definitivo del proyecto, Adelson demostró que no tiene prisa a este respecto: «No puedo permitir presiones de ninguna forma porque es muy complejo, y no queremos ceder a ninguna presión. En el momento adecuado daremos información, pero ahora no vamos a hacer peligrar el proyecto adelantándonos a las cosas». Fuentes cercanas a la negociación, sin embargo, sostienen que el anuncio de la ubicación debería decidirse antes de fin de año. Consultados por LA RAZÓN, los propietarios de algunos de los terrenos que optan a convertirse en la sede de Eurovegas aseguraban ayer mismo comprender las razones por las que el anuncio no termina de concretarse.

Dentro del resto de «flecos» que ambas partes reconocieron, todavía por negociar está la modificación de la ley antitabaco solicitada por Las Vegas Sands. A este respecto, González aseguró que la puerta a una modificación legislativa en este ámbito «no esta cerrada». En una entrevista en Onda Cero, el presidente de la Comunidad precisó que esta cuestión deberá ser abordada entre el equipo de Adelson y el Gobierno central. Aún así, González quiso dejar claro que un cambio en la ley no sería «ex profeso» para Eurovegas: «No es que sean condiciones especiales para el señor Adelson, sino para los que vengan a hacer un proyecto como el del señor Adelson. El que venga a hacer eso, tendrá las mismas condiciones». Y ante las críticas de aquellos que auguran que el proyecto puede fracasar, el presidente lamentó que «algunos tengan el deseo de que no salga nada positivo para que el país salga adelante».